0221
0221

Pidieron la clausura del campo de deportes del Colegio Lincoln donde murió Lucas Lin

Los abogados de la familia del menor ahogado sostienen que el lugar no cuenta con las medidas de seguridad adecuadas y sospechan de la legalidad de la habilitación del predio ubicado en 518 entre 135 y 138.

Un pedido judicial de clausura recayó sobre el campo de deportes del Colegio Lincoln de La Plata donde en febrero pasado murió ahogado Lucas Kevin Lin, confirmaron fuentes judiciales a 0221.com.ar.

La medida es impulsada por la familia de la víctima fatal. Sus abogados Andrea Reynoso y Matías Pietra Sanz dejaron en planteo ante el juez Eduardo Silva Pelossi, titular del juzgado de Garantías 2 de La Plata.

En el escrito los letrados sostuvieron que existen elementos para sospechar una habilitación anómala, ya que en la documentación municipal se insertaron “datos falsos” lo que pone en riesgo “la integridad física de todos los menores que pudieran llegar concurrir a dicho establecimiento”.

Para la acusación “nada ha cambiado desde aquel 11 de enero donde se produjo aquella fallida e irregular inspección por parte de agentes municipales”.

En otro pasaje del escrito los abogados resaltaron que el 5 de febrero pasado “todos estos actos ilegales llevaron a la muerte del pequeño Lucas Kevin Lin”.

Por este hecho fueron procesados el director de la colonia, Osvaldo Ramos, la accionista Roxana Costa, la representante legal Mónica Cauteruccio y el dueño de la escuela, Rubén Gerardo Monreal. Los tres primeros fueron citados a declarar pero aún no lo hicieron por distintos planteos de las defensas que deben ser resueltos. En tanto este miércoles debe presentarse Monreal.

Además la fiscal Cecilia Corfield comenzó a investigar la presunta responsabilidad de funcionarios municipales que habilitaron el predio. Según surge de la investigación, hay fuertes indicios para sospechar que la autorización del predio fue de manera “irregular” y no se descarta el posible “pago de coimas”, según narraron fuentes de la investigación a este medio.

 Hace dos semanas se conocieron las declaraciones de un policía y de una exempleada de la colonia de vacaciones que complicó la situación de las autoridades del colegio Lincoln sobre su responsabilidad en la causa, por la muerte de Lucas. El testimonio de ambos arrojó dos datos centrales que pueden resultar claves para el desenlace del caso: el primero, el predio de 518 entre 136 y 137 no contaba con una camilla para realizar traslados ante una emergencia y, el segundo, revela lo que la familia manifestó desde un principio la "frialdad" con la que se manejaron las autoridades con los Lin.

En la causa penal fueron procesadas tres personas. El primero fue el encargado de la Colonia, Marcos Echaniz, quien en su declaración indagatoria por el delito de "homicidio culposo" apuntó a las autoridades de la escuelaSostuvo que recibió sugerencias para que declare una versión distinta a lo que había ocurrido para que el seguro de responsabilidad civil corra con los gastos de indemnizaciones. Otro de los acusados es el guardavida Martín Argüelles, acusado de abandono de persona seguido de muerte. La tercera es Carolina Muro, señalada también por abandono de persona seguido de muerte. Pidió la nulidad de su procesamiento, pero fue rechazado por el juez Guillermo Atencio. En su declaración, también complicó a las autoridades.

La tragedia estremeció a la opinión pública de La Plata y generó apoyo desde diversas partes del mundo. A dos meses de la muerte de Lucas, su papá Min Lin habló en exclusiva con 0221.com.ar y aseguro estar "partido". El hombre dio detalles sobre cómo sobrelleva la pérdida de su hijo y volvió a reiterar su pedido de justicia.

Aunque queda mucha prueba por producir en el expediente, no se descarta que la arista empresarial del caso deposite en prisión a los propietarios del colegio.

Los abogados de la familia del menor ahogado sostienen que el lugar no cuenta con las medidas de seguridad adecuadas y sospechan de la legalidad de la habilitación del predio ubicado en 518 entre 135 y 138.

18 de junio de 2019

Un pedido judicial de clausura recayó sobre el campo de deportes del Colegio Lincoln de La Plata donde en febrero pasado murió ahogado Lucas Kevin Lin, confirmaron fuentes judiciales a 0221.com.ar.

La medida es impulsada por la familia de la víctima fatal. Sus abogados Andrea Reynoso y Matías Pietra Sanz dejaron en planteo ante el juez Eduardo Silva Pelossi, titular del juzgado de Garantías 2 de La Plata.

En el escrito los letrados sostuvieron que existen elementos para sospechar una habilitación anómala, ya que en la documentación municipal se insertaron “datos falsos” lo que pone en riesgo “la integridad física de todos los menores que pudieran llegar concurrir a dicho establecimiento”.

Para la acusación “nada ha cambiado desde aquel 11 de enero donde se produjo aquella fallida e irregular inspección por parte de agentes municipales”.

En otro pasaje del escrito los abogados resaltaron que el 5 de febrero pasado “todos estos actos ilegales llevaron a la muerte del pequeño Lucas Kevin Lin”.

Por este hecho fueron procesados el director de la colonia, Osvaldo Ramos, la accionista Roxana Costa, la representante legal Mónica Cauteruccio y el dueño de la escuela, Rubén Gerardo Monreal. Los tres primeros fueron citados a declarar pero aún no lo hicieron por distintos planteos de las defensas que deben ser resueltos. En tanto este miércoles debe presentarse Monreal.

Además la fiscal Cecilia Corfield comenzó a investigar la presunta responsabilidad de funcionarios municipales que habilitaron el predio. Según surge de la investigación, hay fuertes indicios para sospechar que la autorización del predio fue de manera “irregular” y no se descarta el posible “pago de coimas”, según narraron fuentes de la investigación a este medio.

 Hace dos semanas se conocieron las declaraciones de un policía y de una exempleada de la colonia de vacaciones que complicó la situación de las autoridades del colegio Lincoln sobre su responsabilidad en la causa, por la muerte de Lucas. El testimonio de ambos arrojó dos datos centrales que pueden resultar claves para el desenlace del caso: el primero, el predio de 518 entre 136 y 137 no contaba con una camilla para realizar traslados ante una emergencia y, el segundo, revela lo que la familia manifestó desde un principio la "frialdad" con la que se manejaron las autoridades con los Lin.

En la causa penal fueron procesadas tres personas. El primero fue el encargado de la Colonia, Marcos Echaniz, quien en su declaración indagatoria por el delito de "homicidio culposo" apuntó a las autoridades de la escuelaSostuvo que recibió sugerencias para que declare una versión distinta a lo que había ocurrido para que el seguro de responsabilidad civil corra con los gastos de indemnizaciones. Otro de los acusados es el guardavida Martín Argüelles, acusado de abandono de persona seguido de muerte. La tercera es Carolina Muro, señalada también por abandono de persona seguido de muerte. Pidió la nulidad de su procesamiento, pero fue rechazado por el juez Guillermo Atencio. En su declaración, también complicó a las autoridades.

La tragedia estremeció a la opinión pública de La Plata y generó apoyo desde diversas partes del mundo. A dos meses de la muerte de Lucas, su papá Min Lin habló en exclusiva con 0221.com.ar y aseguro estar "partido". El hombre dio detalles sobre cómo sobrelleva la pérdida de su hijo y volvió a reiterar su pedido de justicia.

Aunque queda mucha prueba por producir en el expediente, no se descarta que la arista empresarial del caso deposite en prisión a los propietarios del colegio.

COMENTARIOS

Los abogados de la familia del menor ahogado sostienen que el lugar no cuenta con las medidas de seguridad adecuadas y sospechan de la legalidad de la habilitación del predio ubicado en 518 entre 135 y 138.