0221
La fiscalía pidió perpetua para los ocho rugbiers acusados de matar a Fernando Báez Sosa
JUICIO EN DOLORES

La fiscalía pidió perpetua para los ocho rugbiers acusados de matar a Fernando Báez Sosa

Los fiscales Juan Manuel Dávila y Gustavo García consideraron que está acreditado que fue un homicidio agravado por alevosía y premeditado.

25 de enero de 2023

Los fiscales que intervienen en el juicio por el crimen de Fernando Báez Sosa, ocurrido el 18 de enero de 2020 en la localidad de Villa Gesell, pidieron este jueves que los ocho acusados de matarlo a golpes sean condenados a prisión perpetua.

Tras un alegato de más de tres horas ante el Tribunal Oral en lo Criminal 1 de la ciudad de Dolores, los fiscales Juan Manuel Dávila y Gustavo García consideraron acreditado que Máximo Thomsen (23), Enzo Comelli (22), Matías Benicelli (23), Blas Cinalli (21), Ayrton Viollaz (23), y Luciano (21), Ciro (22) y Lucas Pertossi (23) son coautores del delito de "homicidio agravado por alevosía y por el concurso premeditado de dos o más personas, en concurso ideal con lesiones.

Además, solicitaron que Tomás Colazo y Juan Pedro Guarino, los rugbiers que estuvieron en la escena pero fueron sobreseídos, sean imputados por falso testimonio. "Quedaron inmutados, no se acordaron de nada. No tengo dudas de que por una omisión, mintieron, por lo que se va a solicitar que se forma causa por separado por el delito de falso testimonio", dijo el fiscal Dávila.

En las casi dos horas que duró su alegato, el fiscal García repasó con la exposición de unas filminas la prueba presentada a partir de los testimonios de cuatro amigos de Fernando y tres empleados del boliche "Le Brique" de Villa Gesell, para referirse al incidente en el interior del lugar, que consideró "el móvil" que generó que lo mataran afuera.

La fiscalía exhibió las imágenes captadas adentro del boliche y analizadas por la Policía Federal Argentina, donde, según dijo García, "se observa a Máximo Thomsen señalando a alguien". "Estamos convencidos de que era a Fernando y luego hace un gesto amenazante", expuso el fiscal. Luego se reprodujeron en la sala de audiencias los videos sincronizados del momento en que son expulsados del boliche tanto el grupo de acusados como el de Fernando.



García dijo que tras la expulsión de "Le Brique", los acusados permanecieron "alrededor de siete minutos cerca de Fernando y sus amigos, acordando durante ese período de tiempo matar a Fernando Báez Sosa esperando el momento adecuado para hacerlo".

El fiscal indicó que entre los ocho acusados "no hubo roles, todos hicieron todo, todos se pusieron de acuerdo para matar a Fernando, todos lo golpearon". "No hubo pelea, obviamente que no hubo pelea", afirmó García, quien se refirió además la patada que dejó una impronta en el rostro de la víctima, y que de acuerdo a las pericias realizadas fue hecha con la zapatilla Cyclone que pertenecía a Thomsen: "Los toreros se llevan la oreja del toro, eso fue dejarle el sello a Fernando".

Luego reiteró que "hubo concurso premeditado de dos o más personas que se pusieron de acuerdo para matarlo y eligieron esa manera, con múltiples golpes de puño y patadas, sobre todo a la cabeza", por lo que aseguró que "no hay posibilidad" de encuadrarlo como "riña o agresión", tal como se presume que intentará demostrar la defensa.

Tras el pedido de prisión perpetua, el abogado Fernando Burlando, quien representa a los padres de Fernando Báez Sosa en el juicio dijo que están "conformes" con el alegato de la fiscalía y adelantó que durante la exposición de particular damnificado habrá "alguna otra sorpresa más".

"Estamos conformes y evidentemente esto habla de que hay una opinión muy similar (con el particular damnificado)", afirmó Burlando a la prensa durante el cuarto intermedio dispuesto por el Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) 1 de Dolores, a cargo del debate. Y agregó: "Es factible que vayamos acompañando a la fiscalía y tenemos alguna otra sorpresa más".

"La fiscalía dijo algo muy interesante: 'No caigamos en la fascinación de las cámaras, de las filmaciones', porque esto no lo filmó un director de cine, hay cuestiones que se filmaron como se pudo y obviamente lo que se ve son distintas situaciones pero enlazadas no las tenemos, quien enlaza todo esto son los testigos", indicó el abogado.

COMENTARIOS

Los fiscales Juan Manuel Dávila y Gustavo García consideraron que está acreditado que fue un homicidio agravado por alevosía y premeditado.
0221

La fiscalía pidió perpetua para los ocho rugbiers acusados de matar a Fernando Báez Sosa

Los fiscales Juan Manuel Dávila y Gustavo García consideraron que está acreditado que fue un homicidio agravado por alevosía y premeditado.
La fiscalía pidió perpetua para los ocho rugbiers acusados de matar a Fernando Báez Sosa

Los fiscales que intervienen en el juicio por el crimen de Fernando Báez Sosa, ocurrido el 18 de enero de 2020 en la localidad de Villa Gesell, pidieron este jueves que los ocho acusados de matarlo a golpes sean condenados a prisión perpetua.

Tras un alegato de más de tres horas ante el Tribunal Oral en lo Criminal 1 de la ciudad de Dolores, los fiscales Juan Manuel Dávila y Gustavo García consideraron acreditado que Máximo Thomsen (23), Enzo Comelli (22), Matías Benicelli (23), Blas Cinalli (21), Ayrton Viollaz (23), y Luciano (21), Ciro (22) y Lucas Pertossi (23) son coautores del delito de "homicidio agravado por alevosía y por el concurso premeditado de dos o más personas, en concurso ideal con lesiones.

Además, solicitaron que Tomás Colazo y Juan Pedro Guarino, los rugbiers que estuvieron en la escena pero fueron sobreseídos, sean imputados por falso testimonio. "Quedaron inmutados, no se acordaron de nada. No tengo dudas de que por una omisión, mintieron, por lo que se va a solicitar que se forma causa por separado por el delito de falso testimonio", dijo el fiscal Dávila.

En las casi dos horas que duró su alegato, el fiscal García repasó con la exposición de unas filminas la prueba presentada a partir de los testimonios de cuatro amigos de Fernando y tres empleados del boliche "Le Brique" de Villa Gesell, para referirse al incidente en el interior del lugar, que consideró "el móvil" que generó que lo mataran afuera.

La fiscalía exhibió las imágenes captadas adentro del boliche y analizadas por la Policía Federal Argentina, donde, según dijo García, "se observa a Máximo Thomsen señalando a alguien". "Estamos convencidos de que era a Fernando y luego hace un gesto amenazante", expuso el fiscal. Luego se reprodujeron en la sala de audiencias los videos sincronizados del momento en que son expulsados del boliche tanto el grupo de acusados como el de Fernando.



García dijo que tras la expulsión de "Le Brique", los acusados permanecieron "alrededor de siete minutos cerca de Fernando y sus amigos, acordando durante ese período de tiempo matar a Fernando Báez Sosa esperando el momento adecuado para hacerlo".

El fiscal indicó que entre los ocho acusados "no hubo roles, todos hicieron todo, todos se pusieron de acuerdo para matar a Fernando, todos lo golpearon". "No hubo pelea, obviamente que no hubo pelea", afirmó García, quien se refirió además la patada que dejó una impronta en el rostro de la víctima, y que de acuerdo a las pericias realizadas fue hecha con la zapatilla Cyclone que pertenecía a Thomsen: "Los toreros se llevan la oreja del toro, eso fue dejarle el sello a Fernando".

Luego reiteró que "hubo concurso premeditado de dos o más personas que se pusieron de acuerdo para matarlo y eligieron esa manera, con múltiples golpes de puño y patadas, sobre todo a la cabeza", por lo que aseguró que "no hay posibilidad" de encuadrarlo como "riña o agresión", tal como se presume que intentará demostrar la defensa.

Tras el pedido de prisión perpetua, el abogado Fernando Burlando, quien representa a los padres de Fernando Báez Sosa en el juicio dijo que están "conformes" con el alegato de la fiscalía y adelantó que durante la exposición de particular damnificado habrá "alguna otra sorpresa más".

"Estamos conformes y evidentemente esto habla de que hay una opinión muy similar (con el particular damnificado)", afirmó Burlando a la prensa durante el cuarto intermedio dispuesto por el Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) 1 de Dolores, a cargo del debate. Y agregó: "Es factible que vayamos acompañando a la fiscalía y tenemos alguna otra sorpresa más".

"La fiscalía dijo algo muy interesante: 'No caigamos en la fascinación de las cámaras, de las filmaciones', porque esto no lo filmó un director de cine, hay cuestiones que se filmaron como se pudo y obviamente lo que se ve son distintas situaciones pero enlazadas no las tenemos, quien enlaza todo esto son los testigos", indicó el abogado.