0221
0221

Hernández "jaqueado" por los robos: hicieron un boquete y se llevaron hasta las cámaras

Vecinos del barrio del norte platense fueron víctimas de un delito cometido por "bandas profesionales, organizadas y con alto nivel de inteligencia previa". Los damnificados: una familia que se hallaba de vacaciones. Los delincuentes hicieron un agujero gigante en el techo y así entraron a robar.

En horas de la madrugada de este lunes, ladrones ingresaron por el techo de una propiedad ubicada en 133 entre 519 y 519 bis, levantando algunas chapas. Según consignaron los vecinos de esa localidad, a la casa de una planta ingresaron por el techo del vestidor, por lo que aparte de "arrancar" las chapas rompieron el cielorraso de yeso para poder ingresar.

Una vez adentro, se dedicaron a buscar dinero pero dejaron de lado otras cosas de valor como televisores y electrodomésticos. Lo llamativo de este delito, y que según los vecinos perfila a los delincuentes como "profesionales", es que aparte de realizar una evidente inteligencia previa, se llevaron las cámaras de seguridad y el soporte de grabación de las mismas.

De acuerdo a trascendidos, este tipo de robo ya había ocurrido hace no mucho tiempo en la localidad de Ringuelet, donde operando de la misma manera, delincuentes ingresaron a una propiedad también levantando las chapas del techo de una casa.

Según denuncian los y las vecinas, el barrio de Hernandez viene sufriendo robos desde hace semanas. Un ejemplo es el ocurrido el pasado 17 de enero, cerca de las 22, cuando un grupo comando "reventó" un portón de madera al utilizar una camioneta Audi color gris, la cual colocaron en reversa y con el paragolpes derribaron el portón, para luego entrar en la propiedad a robar.

No hubo que lamentar heridos porque los propietarios no se encontraban en la casa, sin embargo los delincuentes balearon el auto del hijo del propietario cuando casualmente llegaba al lugar con su esposa e hija, quienes podrían haber muerto o ser heridos heridos de bala en medio del ataque.

Ante la falta de respuestas y la ausencia de personal policial y cámaras de vigilancia de la Municipalidad, el barrio se encuentra en estado de alerta permanente y con una gran angustia. Se sienten "abandonados" tanto por el Estado municipal como el provincial. "Parece que están esperando que asesinen a alguno de nosotros para hacer algo", denunciaron.

Vecinos del barrio del norte platense fueron víctimas de un delito cometido por "bandas profesionales, organizadas y con alto nivel de inteligencia previa". Los damnificados: una familia que se hallaba de vacaciones. Los delincuentes hicieron un agujero gigante en el techo y así entraron a robar.

27 de enero de 2020

En horas de la madrugada de este lunes, ladrones ingresaron por el techo de una propiedad ubicada en 133 entre 519 y 519 bis, levantando algunas chapas. Según consignaron los vecinos de esa localidad, a la casa de una planta ingresaron por el techo del vestidor, por lo que aparte de "arrancar" las chapas rompieron el cielorraso de yeso para poder ingresar.

Una vez adentro, se dedicaron a buscar dinero pero dejaron de lado otras cosas de valor como televisores y electrodomésticos. Lo llamativo de este delito, y que según los vecinos perfila a los delincuentes como "profesionales", es que aparte de realizar una evidente inteligencia previa, se llevaron las cámaras de seguridad y el soporte de grabación de las mismas.

De acuerdo a trascendidos, este tipo de robo ya había ocurrido hace no mucho tiempo en la localidad de Ringuelet, donde operando de la misma manera, delincuentes ingresaron a una propiedad también levantando las chapas del techo de una casa.

Según denuncian los y las vecinas, el barrio de Hernandez viene sufriendo robos desde hace semanas. Un ejemplo es el ocurrido el pasado 17 de enero, cerca de las 22, cuando un grupo comando "reventó" un portón de madera al utilizar una camioneta Audi color gris, la cual colocaron en reversa y con el paragolpes derribaron el portón, para luego entrar en la propiedad a robar.

No hubo que lamentar heridos porque los propietarios no se encontraban en la casa, sin embargo los delincuentes balearon el auto del hijo del propietario cuando casualmente llegaba al lugar con su esposa e hija, quienes podrían haber muerto o ser heridos heridos de bala en medio del ataque.

Ante la falta de respuestas y la ausencia de personal policial y cámaras de vigilancia de la Municipalidad, el barrio se encuentra en estado de alerta permanente y con una gran angustia. Se sienten "abandonados" tanto por el Estado municipal como el provincial. "Parece que están esperando que asesinen a alguno de nosotros para hacer algo", denunciaron.

COMENTARIOS

Vecinos del barrio del norte platense fueron víctimas de un delito cometido por "bandas profesionales, organizadas y con alto nivel de inteligencia previa". Los damnificados: una familia que se hallaba de vacaciones. Los delincuentes hicieron un agujero gigante en el techo y así entraron a robar.