jueves 16 de mayo de 2024

Preocupación entre dueños de cervecerías y bares por el "apriete" del gremio de patovicas

Con visitas a los comercios para exigir la contratación de personal o directamente con la convocatoria oficial a audiencias en el Ministerio de Trabajo, el Sutcapra busca instalarse en comercios del rubro gastronómicos regidos por otro encuadramiento sindical. Hay temor y desconcierto entre los empresarios.

--:--

Los dueños de bares y cervecerías de la ciudad viven desde hace unos meses una situación que ya comienza a preocuparlos. Es que el avance del Sindicato Único de Trabajadores de Control de Admisión y Permanencia de la República Argentina (Sutcapra) sobre sus empresas, en busca de cambiar el enrolamiento gremial de los empleados, viene de la mano de aprietes y audiencias en el Ministerio de Trabajo.

Puntualmente, según denuncian varios propietarios del sector, personal del sindicato que lidera Leandro Nazarre, concurrió a diferentes locales a exigir el cambio de encuadramiento de gremio. Tanto las cervecerías como los bares y café que funcionan en La Plata, están regidos por el convenio de la Unión de Trabajadores del Turismo, Hoteleros y Gastronómicos (Uthgra), y lo que busca el sindicato de patovicas es un cambio de encuadre para cierto personal que, según dice, “cumplen funciones de admisión y permanencia”.

Lee además

A nosotros nos rige Gastronómicos, que tiene en su escalafón puestos específicos de porteros y personal afín. Nosotros no tenemos personal de admisión y permanencia, no somos boliches o locales de la noche a los que sí podría caberles el encuadramiento del Sutcapra porque tiene personal de seguridad”, explicó a 0221.com.ar el dueño de una reconocida cervecería del centro.

En ese sentido, lo que los propietarios sostienen es que el cambio de encuadre es ilegítimo, porque no cuentan con empleados que cumplan las funciones encuadradas dentro del gremio de patovicas. “Yo tengo porteros, gente que abre la puerta y están bien encuadrados, no son patovicas que dicen vos entrás y vos no entrás”, graficó otro cervecero.

Pero los “aprietes” que sufrieron algunos locales fueron más allá y se transformaron en convocatorias a audiencias en el Ministerio de Trabajo, ya en el marco de la legalidad.

Uno de los empresarios implicados fue convocado por una cédula a la sede del Ministerio, en avenida 7, donde debió acudir representado por sus abogados, ante el pedido formal del Estado. En sí, la audiencia había sido solicitada por el Sutcapra para reclamar el cambio de encuadramiento sobre personal del local, pero la misma quedó nula por incumplir lo que marca la ley para tal solicitud.

“Si un empleado quiere cambiar de encuadramiento es él el que debe pedirlo al Ministerio de Trabajo, los gremios no pueden hacer eso. Esto es algo que lo marca la ley, es muy extraño que el Ministerio convoque a una audiencia cuando quien la solicita no tiene derecho para hacerlo”, explicó uno de los letrados.

Si bien la audiencia fue archivada, los empresarios del sector sostienen por lo bajo que tal error ministerial “es raro”, por lo que algunos sospechan del algún tipo de connivencia entre funcionarios y el Sutcapra. “Es imposible que Trabajo te convoque a una audiencia que alguien en puede solicitar”, resumió otro propietario, también afectado por el “apriete” sindical.

El gremio de Nazarre nació en 2004 y es uno de los sindicatos más “jóvenes” de la Argentina. Acunado por el ex líder del poderoso UATRE y de la 62 Organizaciones, Gerónimo “Momo” Venegas, el sindicato buscó valerse de métodos pocos claros para valerse de afiliados, esta vez poniendo como víctima de sus maniobras al gremio Gastronómico, ya que el sector de permanencia tiene poca capacidad de crecimiento y busca quitarle a otro sindicato sus adeptos.

Dejá tu comentario

Las más leídas

Te puede interesar