0221
0221

Cerró su carnicería y ahora vende por WhatsApp: "Era pagar más de luz que de alquiler"

Maximiliano era dueño de la carnicería y pollajería Morena, de City Bell, que debió cerrar la semana pasada para convertirse en un emprendimiento de milanesas y congelados a domicilio. Según contó, fue por el aumento desmedido del precio de los servicios. Se suma a la larga lista de locales y comercios que cierran debido a la crisis.

"No daba para más y la semana pasada decidimos cerrar. Está muy complicado, el alquiler no tanto pero más que nada la luz, el gas, el monotributo", enumeró Maximiliano, el dueño de la carnicería y pollajería Morena de City Bell que cerró la semana pasada. Ahora, comenzará a vender milanesas y congelados vía WhatsApp y a domicilio, con una cartera de clientes que se armó mientras duró el negocio.

El negocio, que llevaba funcionando varios años en la calle 450 entre 22 y Camino General Belgrano, sufrió la drástica medida a pocos días de terminar el 2018, en un año donde muchos locales y negocios platenses se vieron obligados a bajar la persiana

Según explicó Maximiliano a 0221.com.ar, el local era solo uno de los tantos gastos que tenía la carnicería. "Era pagar más de luz que de alquiler", sintetizó el hombre, que a partir de ahora comenzará a repartir milanesas y otros productos a domicilio, en un radio que va desde City Bell hasta La Plata dependiendo la cantidad de pedidos.

Milanesas de pollo tradicionales, patitas de pollo, medallones de pollo con y sin jamón y queso, medallones con espinaca, papas bastón, noissete y caritas son algunos de los productos que comercializa a través de su WhatsApp. Es que en tiempos de crisis, debió rebuscárselas para seguirse garantizando un sustento.

El kilo de milanesas está 130 pesos y los dos kilos 230, cuenta el comerciante y añade que quienes estén interesados en comprar a través de esta nueva modalidad, pueden hacerlo enviándole un mensaje al 221 498-9454

Maximiliano era dueño de la carnicería y pollajería Morena, de City Bell, que debió cerrar la semana pasada para convertirse en un emprendimiento de milanesas y congelados a domicilio. Según contó, fue por el aumento desmedido del precio de los servicios. Se suma a la larga lista de locales y comercios que cierran debido a la crisis.

06 de enero de 2019

"No daba para más y la semana pasada decidimos cerrar. Está muy complicado, el alquiler no tanto pero más que nada la luz, el gas, el monotributo", enumeró Maximiliano, el dueño de la carnicería y pollajería Morena de City Bell que cerró la semana pasada. Ahora, comenzará a vender milanesas y congelados vía WhatsApp y a domicilio, con una cartera de clientes que se armó mientras duró el negocio.

El negocio, que llevaba funcionando varios años en la calle 450 entre 22 y Camino General Belgrano, sufrió la drástica medida a pocos días de terminar el 2018, en un año donde muchos locales y negocios platenses se vieron obligados a bajar la persiana

Según explicó Maximiliano a 0221.com.ar, el local era solo uno de los tantos gastos que tenía la carnicería. "Era pagar más de luz que de alquiler", sintetizó el hombre, que a partir de ahora comenzará a repartir milanesas y otros productos a domicilio, en un radio que va desde City Bell hasta La Plata dependiendo la cantidad de pedidos.

Milanesas de pollo tradicionales, patitas de pollo, medallones de pollo con y sin jamón y queso, medallones con espinaca, papas bastón, noissete y caritas son algunos de los productos que comercializa a través de su WhatsApp. Es que en tiempos de crisis, debió rebuscárselas para seguirse garantizando un sustento.

El kilo de milanesas está 130 pesos y los dos kilos 230, cuenta el comerciante y añade que quienes estén interesados en comprar a través de esta nueva modalidad, pueden hacerlo enviándole un mensaje al 221 498-9454

COMENTARIOS

Maximiliano era dueño de la carnicería y pollajería Morena, de City Bell, que debió cerrar la semana pasada para convertirse en un emprendimiento de milanesas y congelados a domicilio. Según contó, fue por el aumento desmedido del precio de los servicios. Se suma a la larga lista de locales y comercios que cierran debido a la crisis.