0221
0221

Los familiares de Iván Coronel volvieron a cortar el Camino Belgrano para pedir "justicia"

Por segunda vez en pocas horas, los allegados al joven asesinado a la salida de una fiesta en el club Curuzú Cuatiá, de Villa Elisa; volvieron a reclamar por el accionar de la Justicia. Piden que el acusado por el crimen no salga libre.

Los familiares y los amigos de Iván Coronel (15), el chico asesinado el fin de semana pasado a la salida de una fiesta en el club Curuzú Cuatiá, volvieron a cortar el Camino Belgrano a la altura de 426, en reclamo de justicia y por entender que el presunto asesino, otro adolescente de 15 años, quedará libre "por ser inimputable".

Bombos, redoblantes y carteles acompañaron el piquete con cubiertas incendiadas. Es la segunda protesta de este tipo que realizan en menos de 24 horas.  


"Estamos pidiendo que las leyes cambien para que nuestros chicos tengan seguridad y para que el crimen de Iván no quede impune porque su asesino es menor de edad", dijo Karen, la mamá de la víctima, a 0221.com.ar.

Visiblimente indignada, la mujer planteó que el acusado por el asesinato, ahora detenido en un Instituto de Menores después de haberse entregado, "tiene la misma edad que mi hijo muerto, pero él lo mato y el día de mañana va seguir disfrutando mientras yo lloro".

El crimen ocurrió en la madrugada del domingo y, según informaron fuentes policiales, todo comenzó cuando le robaron una gorra al primo de la víctima. Fue entonces que el adolescente abandonó el predio y se dirigió hacia la esquina con la intención de recuperarla. Allí, se encontró con los implicados con quienes mantuvo una acalorada discusión y, en un momento, uno de ellos extrajo un arma de fuego y le efectuó un disparo a Iván a la altura del cuello, provocándole la muerte de forma casi inmediata.

Por segunda vez en pocas horas, los allegados al joven asesinado a la salida de una fiesta en el club Curuzú Cuatiá, de Villa Elisa; volvieron a reclamar por el accionar de la Justicia. Piden que el acusado por el crimen no salga libre.

20 de febrero de 2020

Los familiares y los amigos de Iván Coronel (15), el chico asesinado el fin de semana pasado a la salida de una fiesta en el club Curuzú Cuatiá, volvieron a cortar el Camino Belgrano a la altura de 426, en reclamo de justicia y por entender que el presunto asesino, otro adolescente de 15 años, quedará libre "por ser inimputable".

Bombos, redoblantes y carteles acompañaron el piquete con cubiertas incendiadas. Es la segunda protesta de este tipo que realizan en menos de 24 horas.  


"Estamos pidiendo que las leyes cambien para que nuestros chicos tengan seguridad y para que el crimen de Iván no quede impune porque su asesino es menor de edad", dijo Karen, la mamá de la víctima, a 0221.com.ar.

Visiblimente indignada, la mujer planteó que el acusado por el asesinato, ahora detenido en un Instituto de Menores después de haberse entregado, "tiene la misma edad que mi hijo muerto, pero él lo mato y el día de mañana va seguir disfrutando mientras yo lloro".

El crimen ocurrió en la madrugada del domingo y, según informaron fuentes policiales, todo comenzó cuando le robaron una gorra al primo de la víctima. Fue entonces que el adolescente abandonó el predio y se dirigió hacia la esquina con la intención de recuperarla. Allí, se encontró con los implicados con quienes mantuvo una acalorada discusión y, en un momento, uno de ellos extrajo un arma de fuego y le efectuó un disparo a Iván a la altura del cuello, provocándole la muerte de forma casi inmediata.

COMENTARIOS

Por segunda vez en pocas horas, los allegados al joven asesinado a la salida de una fiesta en el club Curuzú Cuatiá, de Villa Elisa; volvieron a reclamar por el accionar de la Justicia. Piden que el acusado por el crimen no salga libre.