Empresarios de La Plata irán a la Justicia contra un app de delivery de comidas caseras | 0221
0221
0221

Empresarios de La Plata irán a la Justicia contra un app de delivery de comidas caseras

La Cámara de Empresarios Gastronómicos de La Plata (PULPA) iniciará acciones legales contra la aplicación que promociona comidas caseras y que el jueves pasado comenzó a funcionar en la ciudad. Advierten por cuestiones de "sanidad pública" frente al poco control estatal.

"Pinny Chef" es una App de telefonía celular que desembarcó el pasado jueves en La Plata. Tal como explicó 0221.com.ar, permite a cocineros aficionados trabajar en sus propias cocinas y ofrecer sus productos a miles de clientes utilizando la plataforma. Luego, dependiendo de la zona en la que se encuentren, podrán disponer de los repartidores oficiales de Pinny o bien encargarse ellos mismos de repartir los pedidos.

Sin embargo, esta metodología ya tiene su primer detractor: PULPA, la cámara de empresarios gastronómicos platense, que ya puso el grito en el cielo y advirtió que iniciará acciones legales contra la App. "No estamos en contra de la competencia pero acá hay una cuestión de sanidad pública. No existe ningún control sobre la gente que ofrece su comida por esta aplicación. Quién garantiza que no usen materia prima vencida y lo peor es que no hay responsables", planteó el titular de PULPA, Carlos Leuzi, al portal local Infoblancosobrenegro.

"Si intoxican a alguien, ¿quién va a ser el responsable? Porque la App no se hace cargo de nada. Los comercios debemos contar con un seguro civil para este tipo de casos", expresó Leuzi y recordó que los comercios habilitados "tenemos que presentar todos los meses certificados de control de plagas, nos hacen inspecciones bromatología y debemos cumplir con muchas otras exigencias". 

En ese sentido, el titular de la Cámara gastronómica local adelantó que la semana próxima se reunirá con abogados para realizar una presentación judicial. "Lo tenemos decidido; este tipo de aplicaciones no funcionó en ningún país serio del mundo", aseguró. 

Cabe recordar que la venta de comida artesanal está legislada a nivel local, pero es a través de una ordenanza que no está funcionando plenamente. Se trata de la 11.284, que prevé que "la actividad de pequeños productores, es decir de microemprendimientos del sector alimenticio de tipo familiar, individual o de forma asociativa, dedicados a la producción de alimentos artesanales de autoempleo y subsistencia", sea denominada PUPA (Pequeñas Unidades Productivas Alimenticias).

Así, las PUPA deberán adherirse a un listado municipal con el objetivo de mantener "las condiciones bromatológicas aptas en los espacios físicos donde desarrollen sus productos finales, otorgándoseles habilitación municipal siempre que estas reúnan los requisitos legales y quieran adherirse a los beneficios" del régimen. Los y las interesadas deben adherirse al monotributo, realizar un curso de manipulación de alimentos y contar con una cocina que cumpla requisitos mínimos.

Sin embargo, esta ordenanza funciona a media máquina actualmente y la realidad es que quienes suelen vender en la calle no forman parte del registro. En ese sentido, Pinny no obliga a sus "socios" a estar anotados como PUPA y delega ese control al ámbito municipal. "Hay que ver qué pasa con esa ordenanza y si el municipio la hace cumplir. Si estos vendedores están habilitados y pagan los impuestos no habrá ningún problema", aclaró Leuzi.

Empresarios de La Plata irán a la Justicia contra un app de delivery de comidas caseras
Pinny Chef en la mira

Empresarios de La Plata irán a la Justicia contra un app de delivery de comidas caseras

La Cámara de Empresarios Gastronómicos de La Plata (PULPA) iniciará acciones legales contra la aplicación que promociona comidas caseras y que el jueves pasado comenzó a funcionar en la ciudad. Advierten por cuestiones de "sanidad pública" frente al poco control estatal.

17 de agosto de 2019

"Pinny Chef" es una App de telefonía celular que desembarcó el pasado jueves en La Plata. Tal como explicó 0221.com.ar, permite a cocineros aficionados trabajar en sus propias cocinas y ofrecer sus productos a miles de clientes utilizando la plataforma. Luego, dependiendo de la zona en la que se encuentren, podrán disponer de los repartidores oficiales de Pinny o bien encargarse ellos mismos de repartir los pedidos.

Sin embargo, esta metodología ya tiene su primer detractor: PULPA, la cámara de empresarios gastronómicos platense, que ya puso el grito en el cielo y advirtió que iniciará acciones legales contra la App. "No estamos en contra de la competencia pero acá hay una cuestión de sanidad pública. No existe ningún control sobre la gente que ofrece su comida por esta aplicación. Quién garantiza que no usen materia prima vencida y lo peor es que no hay responsables", planteó el titular de PULPA, Carlos Leuzi, al portal local Infoblancosobrenegro.

"Si intoxican a alguien, ¿quién va a ser el responsable? Porque la App no se hace cargo de nada. Los comercios debemos contar con un seguro civil para este tipo de casos", expresó Leuzi y recordó que los comercios habilitados "tenemos que presentar todos los meses certificados de control de plagas, nos hacen inspecciones bromatología y debemos cumplir con muchas otras exigencias". 

En ese sentido, el titular de la Cámara gastronómica local adelantó que la semana próxima se reunirá con abogados para realizar una presentación judicial. "Lo tenemos decidido; este tipo de aplicaciones no funcionó en ningún país serio del mundo", aseguró. 

Cabe recordar que la venta de comida artesanal está legislada a nivel local, pero es a través de una ordenanza que no está funcionando plenamente. Se trata de la 11.284, que prevé que "la actividad de pequeños productores, es decir de microemprendimientos del sector alimenticio de tipo familiar, individual o de forma asociativa, dedicados a la producción de alimentos artesanales de autoempleo y subsistencia", sea denominada PUPA (Pequeñas Unidades Productivas Alimenticias).

Así, las PUPA deberán adherirse a un listado municipal con el objetivo de mantener "las condiciones bromatológicas aptas en los espacios físicos donde desarrollen sus productos finales, otorgándoseles habilitación municipal siempre que estas reúnan los requisitos legales y quieran adherirse a los beneficios" del régimen. Los y las interesadas deben adherirse al monotributo, realizar un curso de manipulación de alimentos y contar con una cocina que cumpla requisitos mínimos.

Sin embargo, esta ordenanza funciona a media máquina actualmente y la realidad es que quienes suelen vender en la calle no forman parte del registro. En ese sentido, Pinny no obliga a sus "socios" a estar anotados como PUPA y delega ese control al ámbito municipal. "Hay que ver qué pasa con esa ordenanza y si el municipio la hace cumplir. Si estos vendedores están habilitados y pagan los impuestos no habrá ningún problema", aclaró Leuzi.

COMENTARIOS

La Cámara de Empresarios Gastronómicos de La Plata (PULPA) iniciará acciones legales contra la aplicación que promociona comidas caseras y que el jueves pasado comenzó a funcionar en la ciudad. Advierten por cuestiones de "sanidad pública" frente al poco control estatal.