Quién es el empresario que estafó a vecinos de La Plata con el sueño de la casa propia | 0221
0221
0221

Quién es el empresario que estafó a vecinos de La Plata con el sueño de la casa propia

Desde su inmobiliaria gestó una pesadilla en la que embaucó a un universo que nuclea desde jóvenes parejas hasta jubilados. Muchos fallecieron sin acceder al departamento prometido y por el que embolsó jugosas sumas de dinero.

Ciento cincuenta familias de La Plata estafadas, es la mochila que pesa sobre la espalda del empresario Bernardo Augusto Meyer quien posee una larga lista de sentencias en su contra por no cumplir los compromisos monetarios asumidos, lo que parece mostrar una línea de conducta en su actividad comercial, según se desprende de la documentación judicial a la que accedió 0221.com.ar.

Mientras se resuelve el pedido de juicio oral por estafa que está radicado en el juzgado de Garantías 4 de La Plata, los damnificados del emprendimiento Torres del Sol (construcción abandonada en 31 entre 43 y 44) realizarán presentaciones en la Municipalidad y la Provincia para encontrar las soluciones que no les dio, hasta el momento, la vía legal. Invirtieron todos sus ahorros para comprar un departamento, pero fueron estafados. La construcción está paralizada desde el año 2009. Vecinos de la zona afirman que fue usurpada y puso en jaque la seguridad del barrio. "Era una obra que no contaba con la habilitación correspondiente", reveló a este medio el abogado de los engañados. Además se levantó sobre un terreno hipotecado con pedido de remate del Juzgado Civil N°32 de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.

Meyer nació el sábado 6 de abril de 1946, año en que Juan Domingo Perón fue proclamado por primera vez Presidente de la Nación. Las elecciones se realizaron el 24 de febrero y la toma del mando fue el 4 de junio. En aquellas semanas las tapas de los diarios de la época daban cuenta de conflictos bélicos en el mundo y se publicaban, según el criterio de los editores, los grandes temas debate nacional. La mujer no tenía derecho al voto y los temas deportivos y policiales tenían espacios marginales en la opinión publicada. El protagonista de esta historia nunca pensó ver su apellido en una crónica judicial.

A sus 73 años de vida, Meyer puede mirar el pasado y realizar un balance de su trayectoria, en el que no estarán ausentes sus desfiles por los pasillos de los tribunales platenses, en los fueros Civil y Comercial como en el penal.

El 5 de febrero de 2016, en el marco de un juicio ejecutivo en el fuero Civil y Comercial de La Plata fue condenado a pagar a Grupo Supecq S.A la suma de $40.000 más intereses a tasa activa por cuatro años de mora en el pago de un crédito. Durante el devenir del expediente alegó que le falsificaron la firma pero no lo pudo demostrar.

En el juzgado civil y comercial 10 de La Plata tramitó otra denuncia por incumplimiento del Régimen de Propiedad Horizontal, expediente iniciado el 24 de septiembre de 2007 y que a la fecha se encuentra paralizado. En el 16 del mismo fuero tiene una demanda del Banco Santander Río que le reclama el pago de un crédito, causa que se inició el 27 de agosto de 2014.

El 4 de febrero de 2014 se inició una demanda de cobro ejecutivo por la suma de $42.290, expediente que tramita en el juzgado 17 de La Plata. El 13 de agosto de 2015 fue condenado a pagar $30.000 más los intereses “a la tasa que percibe el Banco Provincia en sus operaciones de descuento a treinta días, vigentes en cada periodo de aplicación, a calcularse desde la fecha del rechazo bancario de cada uno de los cartulares que se ejecutan, esto es: por la suma de $ 15.000 el 22/01/2013; por la suma de $ 15.000 el 8/2/2013, hasta el efectivo pago, y las costas del juicio”, según se destaca en la documentación judicial a la que accedió este medio.

Pero los dolores de cabeza para el empresario no terminan allí: en la Secretaría de Apremios tanto la Municipalidad como el fisco bonaerense le reclaman varios miles de pesos en deudas. En uno de los expedientes, la Comuna le reclama $19.963,94  más la suma de $9.500, que se presupuestan para cubrir intereses y costas de la ejecución. En otras dos causas la agencia de recaudación ARBA reclama $65.086 de capital más $32.500 de intereses y costas del proceso.

En su oficina emplazada en calle 59 al 660, entre 8 y 9 de La Plata, funcionó “Desarrollos Inmobiliarios SA” conformada con su esposa Nilda del Valle Chicano, su hijo Federico Alberto Meyer y el abogado Miguel Ángel Venice. En ese local también funcionaba la inmobiliaria “Capital Propiedades”, cuyo titular es el martillero y corredor público…Bernardo Meyer. El círculo cierra perfecto.

En la actualidad en ese local funciona otra empresa inmobiliaria bajo la denominación Perticarini Propiedades, cuyos administradores aseguran que nada tienen que ver con el proyecto anterior, sin embargo en el muro de Facebook de Capital Propiedades, aparecen carteles sugestivos.

Quién es el empresario que estafó a vecinos de La Plata con el sueño de la casa propia
Pedido de juicio oral

Quién es el empresario que estafó a vecinos de La Plata con el sueño de la casa propia

Desde su inmobiliaria gestó una pesadilla en la que embaucó a un universo que nuclea desde jóvenes parejas hasta jubilados. Muchos fallecieron sin acceder al departamento prometido y por el que embolsó jugosas sumas de dinero.

18 de abril de 2019

Ciento cincuenta familias de La Plata estafadas, es la mochila que pesa sobre la espalda del empresario Bernardo Augusto Meyer quien posee una larga lista de sentencias en su contra por no cumplir los compromisos monetarios asumidos, lo que parece mostrar una línea de conducta en su actividad comercial, según se desprende de la documentación judicial a la que accedió 0221.com.ar.

Mientras se resuelve el pedido de juicio oral por estafa que está radicado en el juzgado de Garantías 4 de La Plata, los damnificados del emprendimiento Torres del Sol (construcción abandonada en 31 entre 43 y 44) realizarán presentaciones en la Municipalidad y la Provincia para encontrar las soluciones que no les dio, hasta el momento, la vía legal. Invirtieron todos sus ahorros para comprar un departamento, pero fueron estafados. La construcción está paralizada desde el año 2009. Vecinos de la zona afirman que fue usurpada y puso en jaque la seguridad del barrio. "Era una obra que no contaba con la habilitación correspondiente", reveló a este medio el abogado de los engañados. Además se levantó sobre un terreno hipotecado con pedido de remate del Juzgado Civil N°32 de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.

Meyer nació el sábado 6 de abril de 1946, año en que Juan Domingo Perón fue proclamado por primera vez Presidente de la Nación. Las elecciones se realizaron el 24 de febrero y la toma del mando fue el 4 de junio. En aquellas semanas las tapas de los diarios de la época daban cuenta de conflictos bélicos en el mundo y se publicaban, según el criterio de los editores, los grandes temas debate nacional. La mujer no tenía derecho al voto y los temas deportivos y policiales tenían espacios marginales en la opinión publicada. El protagonista de esta historia nunca pensó ver su apellido en una crónica judicial.

A sus 73 años de vida, Meyer puede mirar el pasado y realizar un balance de su trayectoria, en el que no estarán ausentes sus desfiles por los pasillos de los tribunales platenses, en los fueros Civil y Comercial como en el penal.

El 5 de febrero de 2016, en el marco de un juicio ejecutivo en el fuero Civil y Comercial de La Plata fue condenado a pagar a Grupo Supecq S.A la suma de $40.000 más intereses a tasa activa por cuatro años de mora en el pago de un crédito. Durante el devenir del expediente alegó que le falsificaron la firma pero no lo pudo demostrar.

En el juzgado civil y comercial 10 de La Plata tramitó otra denuncia por incumplimiento del Régimen de Propiedad Horizontal, expediente iniciado el 24 de septiembre de 2007 y que a la fecha se encuentra paralizado. En el 16 del mismo fuero tiene una demanda del Banco Santander Río que le reclama el pago de un crédito, causa que se inició el 27 de agosto de 2014.

El 4 de febrero de 2014 se inició una demanda de cobro ejecutivo por la suma de $42.290, expediente que tramita en el juzgado 17 de La Plata. El 13 de agosto de 2015 fue condenado a pagar $30.000 más los intereses “a la tasa que percibe el Banco Provincia en sus operaciones de descuento a treinta días, vigentes en cada periodo de aplicación, a calcularse desde la fecha del rechazo bancario de cada uno de los cartulares que se ejecutan, esto es: por la suma de $ 15.000 el 22/01/2013; por la suma de $ 15.000 el 8/2/2013, hasta el efectivo pago, y las costas del juicio”, según se destaca en la documentación judicial a la que accedió este medio.

Pero los dolores de cabeza para el empresario no terminan allí: en la Secretaría de Apremios tanto la Municipalidad como el fisco bonaerense le reclaman varios miles de pesos en deudas. En uno de los expedientes, la Comuna le reclama $19.963,94  más la suma de $9.500, que se presupuestan para cubrir intereses y costas de la ejecución. En otras dos causas la agencia de recaudación ARBA reclama $65.086 de capital más $32.500 de intereses y costas del proceso.

En su oficina emplazada en calle 59 al 660, entre 8 y 9 de La Plata, funcionó “Desarrollos Inmobiliarios SA” conformada con su esposa Nilda del Valle Chicano, su hijo Federico Alberto Meyer y el abogado Miguel Ángel Venice. En ese local también funcionaba la inmobiliaria “Capital Propiedades”, cuyo titular es el martillero y corredor público…Bernardo Meyer. El círculo cierra perfecto.

En la actualidad en ese local funciona otra empresa inmobiliaria bajo la denominación Perticarini Propiedades, cuyos administradores aseguran que nada tienen que ver con el proyecto anterior, sin embargo en el muro de Facebook de Capital Propiedades, aparecen carteles sugestivos.

COMENTARIOS

Desde su inmobiliaria gestó una pesadilla en la que embaucó a un universo que nuclea desde jóvenes parejas hasta jubilados. Muchos fallecieron sin acceder al departamento prometido y por el que embolsó jugosas sumas de dinero.