0221
0221

Tensión en Arturo Seguí: vecinos pedían más seguridad y un policía terminó baleado

Luego del grave enfrentamiento de la semana pasada entre vecinos y efectivos durante una marcha, los incidentes volvieron a decir presente en la puerta del destacamento de la localidad platense. Durante el reclamo por la seguidilla de robos en la zona, la Policía confrontó nuevamente con los habitantes del lugar y todo terminó en una batalla campal.

La localidad platense de Arturo Seguí se ha convertido en una verdadera caldera durante los últimos meses, con violentos robos tanto en la vía pública como en las viviendas. Por este motivo, los vecinos de la zona volvieron a movilizarse hacia el destacamento ubicado en 414 bis y diagonal 145 a la espera de soluciones, así como lo hicieron el pasado 22 de enero y el 5 de febrero.

En este contexto, se produjo un nuevo enfrentamiento entre los manifestantes y la cúpula policial, que dejó como saldo un agente herido de bala y varios patrulleros con daños de consideración; hasta el momento, no se registraron detenciones aunque habría algunas personas identificadas.

Según pudo saber 0221.com.ar, el grave incidente (similar al de la semana pasada) se produjo durante la noche del martes, cuando un grupo de frentistas se acercó a la dependencia para exigir seguridad ante la cantidad de robos que se están repitiendo en la zona.

Sin embargo, lo que arrancó de forma pacífica se transformó en un infierno al cabo de unos minutos y rápidamente comenzaron a volar piedras y otros objetos contundentes contra el frente del edificio. Debido a esta situación, intervinieron efectivos de Caballería, del Grupo de Apoyo Departamental (GAD), del Comando de Patrullas Norte y de la comisaría Decimosegunda, quienes reprimieron a los manifestantes con disparos de escopeta provistos de posta de goma y gases lacrimógenos.

En medio de los incidentes, un policía resultó baleado en una de sus piernas (por causas que aún no fueron esclarecidas) y tuvo que ser trasladado de urgencia al Hospital San Roque de Gonnet. Allí fue asistido y se informó que su vida no corría peligro. En tanto, varios móviles también fueron alcanzados por proyectiles y terminaron con distintos daños. Finalmente, se comunicó que ninguno de los presentes fue detenido.

Luego del grave enfrentamiento de la semana pasada entre vecinos y efectivos durante una marcha, los incidentes volvieron a decir presente en la puerta del destacamento de la localidad platense. Durante el reclamo por la seguidilla de robos en la zona, la Policía confrontó nuevamente con los habitantes del lugar y todo terminó en una batalla campal.

13 de febrero de 2019

La localidad platense de Arturo Seguí se ha convertido en una verdadera caldera durante los últimos meses, con violentos robos tanto en la vía pública como en las viviendas. Por este motivo, los vecinos de la zona volvieron a movilizarse hacia el destacamento ubicado en 414 bis y diagonal 145 a la espera de soluciones, así como lo hicieron el pasado 22 de enero y el 5 de febrero.

En este contexto, se produjo un nuevo enfrentamiento entre los manifestantes y la cúpula policial, que dejó como saldo un agente herido de bala y varios patrulleros con daños de consideración; hasta el momento, no se registraron detenciones aunque habría algunas personas identificadas.

Según pudo saber 0221.com.ar, el grave incidente (similar al de la semana pasada) se produjo durante la noche del martes, cuando un grupo de frentistas se acercó a la dependencia para exigir seguridad ante la cantidad de robos que se están repitiendo en la zona.

Sin embargo, lo que arrancó de forma pacífica se transformó en un infierno al cabo de unos minutos y rápidamente comenzaron a volar piedras y otros objetos contundentes contra el frente del edificio. Debido a esta situación, intervinieron efectivos de Caballería, del Grupo de Apoyo Departamental (GAD), del Comando de Patrullas Norte y de la comisaría Decimosegunda, quienes reprimieron a los manifestantes con disparos de escopeta provistos de posta de goma y gases lacrimógenos.

En medio de los incidentes, un policía resultó baleado en una de sus piernas (por causas que aún no fueron esclarecidas) y tuvo que ser trasladado de urgencia al Hospital San Roque de Gonnet. Allí fue asistido y se informó que su vida no corría peligro. En tanto, varios móviles también fueron alcanzados por proyectiles y terminaron con distintos daños. Finalmente, se comunicó que ninguno de los presentes fue detenido.

COMENTARIOS

Luego del grave enfrentamiento de la semana pasada entre vecinos y efectivos durante una marcha, los incidentes volvieron a decir presente en la puerta del destacamento de la localidad platense. Durante el reclamo por la seguidilla de robos en la zona, la Policía confrontó nuevamente con los habitantes del lugar y todo terminó en una batalla campal.