sábado 25 de mayo de 2024

De La Plata a Portugal: Nicolás Isasi brilló en su debut como director de ópera

A sala llena, con casi 40 artistas en escena, un elenco de primer nivel y luego de meses de trabajo, el director presentó "As Damas Trocadas".

Con una importante puesta en escena, citando al máximo exponente de la literatura argentina, Jorge Luis Borges; una orquesta de instrumentos musicales antiguos que permiten un viaje en el tiempo y artistas de primer nivel; el director de ópera Nicolás Isasi presentó "As Damas Trocadas" en el Teatro Municipal de la ciudad portuguesa de Vila Real. La obra es acto con música de Marcos Portugal, que cuenta con la dirección musical de Ricardo Bernardes y es la primera vez que se presenta en portugués desde su estreno en el año 1797.

Nicolás Isasi es director de cine y ópera, músico crítico de arte, autor y profesor argentino, oriundo de La Plata. Luego de haber sido el único argentino latinoamericano en llegar a la semifinal del IV Concurso Internacional de Jóvenes Directores de Ópera Nano-Opera, que tuvo lugar en Rusia en mayo del 2019, Isasi siguió trabajando y, a principios de 2023, arribó al territorio europeo para encarar un nuevo proyecto en el que buscó citar a Jorge Luis Borges y contó con el visto bueno de María Kodama Schweizer, viuda del emblema de la literatura argentina. 

Lee además

En diálogo con 0221.com.ar el multifacético director contó que "As Damas Trocadas" o "Las Damas Cambiadas" es "una obra cómica, buffa, que juega con la lógica de la magia y hay una especie de brujo que hace un intercambio entre las damas". También explicó que la escenografía está inspirada en los jardines "laberínticos" del Palacio de Mateus, lo que lo llevó a pensar en la figura de Jorge Luis Borges y en plasmar la idea del "espejo" uno de los términos recurrentes en el autor. 

Consultado sobre la obra, Isasi detalló que el estreno a sala llena tuvo lugar a fines de julio y contó con la participación de cerca de 40 artistas en escena y que, "la mitad viajaba de de otros países, como Austria, Francia y España principalmente. El resto si eran portugueses. Entonces, era un equipo internacional que viajó especialmente para toda la parte final de concretar el proyecto para el estreno y después cada uno volvió para sus lugares". Y adelantó: "La idea es poder hacer una nueva ópera con la gente de Palacio de Mateus". 

Sobre la decisión de incorporar a la ópera instrumentos de época, sostuvo: "Teníamos músicos que tenían instrumentos antiguos, de aquella época o de otras épocas, entonces de alguna manera se escucharla lo más parecido a como se escuchaba en este momento. Esta obra se estrenó en Italia en 1797, en Venecia. Es como un viaje en el tiempo", y remarcó que "esta es la primera vez que se hace en versión en portugués porque se estrenó un italiano. Es la primera vez con instrumentos de época"

Conforme explicó el músico, buscó representar el laberinto y los jardines del Palacio de Matheus en escena, donde los personajes juegan y buscó citar al máximo exponente de la escritura argentina. También, estando en Portugal, descubrió que los ancestros de Jorge Luis Borges, eran portugueses. "El bisabuelo era de la localidad de Torre de Moncorvo", mencionó. "Tuve la oportunidad y la posibilidad de poder hacerle llegar a María Kodama el trabajo que estaba haciendo como homenaje a Borges y saber que ella estaba muy entusiasmada y muy contenta con esto. Toda la idea del espacio psíquico y físico que aparece en el libreto, lo trabajé a partir de las de los elementos de la literatura borgeana", contó. 

Consultado sobre futuros proyectos, Isasi dijo: "Hay un montón. Hay que ver cuáles se van a ir desarrollando y cuáles no. El año pasado filmé, hice dos cortometrajes que ahora hay que editar. En Portugal también filmé y está para editarse, así que hay proyectos vinculados al cine, la ópera y el teatro". En ese sentido, adelantó que junto al profesor Paulo Enes da Silveira se encuentran desarrollando "un proyecto muy importante para la cultura portuguesa, es una cantata escénica que se va a estrenar el año próximo". 

"Disfruto muchísimo el proceso de creación de mis trabajos, de mis producciones, la parte de investigar, darle vueltas al material, leer una y otra vez de hacer bocetos, dibujar y pensar todo. Pero, sin duda alguna, lo que más satisfacción da es la reacción del público, el objetivo final para el que uno hace todo lo que hace. Al dedicarme al arte, siempre tengo que pensar que para que el círculo se complete tiene que haber alguien del otro lado. Cuando a los diez minutos de empezar la obra el público portugués empezó a reírse, fue lo máximo. Un momento sublime, eso es lo que yo más disfruto, saber que el público está disfrutando algo que fue minuciosamente trabajado, pensado, estudiado y ensayado", amplió. 

Desde su rol como profesor, afirmó que un consejo que siempre le da a sus alumnos es que "estudien y se esfuercen, que no se den por vencidos". "Deben seguir los sueños y no bajonearse ante los obstáculos porque obstáculos hay constantemente en todas partes, no solo en Argentina, en todos los lugares. El consejo es ese: el esfuerzo, el estudio y el sacrificarse por lo que uno realmente quiere", dijo. En esa línea, agregó: "El ejemplo va en carne propia, arranqué muy chico a estudiar y no paré. Estudié cine, música y siempre fui tratando de formarme y llegar a ser el mejor profesional que yo podía y quería ser. Sigo haciendo y trabajando en este en ese sentido". 

Sobre sus sueños y aspiraciones como profesional, contó que actualmente está viviendo "un sueño" y, pese a ser muy agradecido y disfrutar cada uno de los momentos sin perder el foco pensando en lo que vendrá, otro sueño sería llegar a las "grandes casas operísticas", tales como el teatro La Scala, de Milán; el Metroplólitan Ópera House, de Nueva York; y The Royal Opera House, en Londres. Asimismo, remarcó: "También en el Teatro Colón, que es uno de los lugares donde estudié desde ya que me encantaría poder dirigir una ópera allí. Soñé con hacer este tipo de cosas y cuando uno trabaja, se esfuerza mucho y le pone el cuerpo, van pasando estas cosas", expresó. 

A modo de cierre y sobre las personas que formaron parte de su formación, el músico expresó: "Estoy muy agradecido de aquellos que confiaron en mí todo este tiempo, desde el profesor Paulo Enes da Silveira, la intérprete Laura Bertone, los directores Mario Pontiggia y Ricardo Bernardes al igual que el Palacio de Mateus, el apoyo de la familia y los amigos. Especialmente agradecido a mi abuela Jeannette, quien me llevó a la ópera por primera vez, y hoy sigue esta aventura a la distancia desde La Plata", concluyó.

Dejá tu comentario

Las más leídas

Te puede interesar