Desafectan al comisario de la Primera tras la escandalosa fuga del preso de la mafia china | 0221
0221
Desafectan al comisario de la Primera tras la escandalosa fuga del preso de la mafia china
SIGUE LA INVESTIGACIÓN

Desafectan al comisario de la Primera tras la escandalosa fuga del preso de la mafia china

Las primeras pericias indican que el prófugo no hizo boquetes no forzó cerraduras, por lo que todo apunta a que la fuga fue acordada con sus cuidadores.

20 de mayo de 2022

El ciudadano chino de 45 años que estaba detenido en la comisaría Primera de La Plata y escapó de su celda sin forzar las rejas ni hacer boquetes podría haber sido ayudado por efectivos corruptos para lograr su cometido. Esa es una de las hipótesis que investigan los pesquisas tras la sorpresiva huida de uno de los peligrosos miembros de la conocida mafia china en la ciudad.

La fuga tuvo lugar durante la madrugada del jueves. Sin que supuestamente nadie viera nada, el acusado huyó de la seccional de 53 entre 9 y 10, en pleno centro platense; y desde entonces nadie sabe nada sobre el paradero de Ke Diqoang, quien todavía permanece prófugo.

Se trata de un hombre apuntado como integrante de la mafia china, que se encarga de apretar a supermercadistas de la región para hacerse con elevadas sumas de dinero. Varios de esos ataques fueron incluso grabados por las cámaras de seguridad de los negocios y causaron una gran conmoción en la ciudad por la violencia con que se dieron.

El acusado había sido capturado en marzo, en un domicilio de 25 entre 33 y 34. Estaba detenido en un calabozo de la comisaría frente al Teatro Argentino hasta las primeras horas del jueves, cuando huyó casi como por arte de magia.

Ahora todas las miradas están puestas en los agentes que formaban parte de la guardia nocturna apostada en el lugar, compuesta por varios efectivos y un subcomisario. La fiscal Virginia Bravo, quien quedó a cargo de la investigación, ordenó el secuestro de los libros de guardia de los últimos dos días y secuestró los celulares de los agentes que estuvieron en el lugar, mientras que el titular de la seccional, el comisario Julio del Dago, fue desafectado de la Fuerza mientras avanza la investigación.

Las primeras pericias indican que el prófugo no hizo boquetes no forzó cerraduras, por lo que todo apunta a que la fuga fue acordada con sus cuidadores.
0221

Desafectan al comisario de la Primera tras la escandalosa fuga del preso de la mafia china

Las primeras pericias indican que el prófugo no hizo boquetes no forzó cerraduras, por lo que todo apunta a que la fuga fue acordada con sus cuidadores.
Desafectan al comisario de la Primera tras la escandalosa fuga del preso de la mafia china

El ciudadano chino de 45 años que estaba detenido en la comisaría Primera de La Plata y escapó de su celda sin forzar las rejas ni hacer boquetes podría haber sido ayudado por efectivos corruptos para lograr su cometido. Esa es una de las hipótesis que investigan los pesquisas tras la sorpresiva huida de uno de los peligrosos miembros de la conocida mafia china en la ciudad.

La fuga tuvo lugar durante la madrugada del jueves. Sin que supuestamente nadie viera nada, el acusado huyó de la seccional de 53 entre 9 y 10, en pleno centro platense; y desde entonces nadie sabe nada sobre el paradero de Ke Diqoang, quien todavía permanece prófugo.

Se trata de un hombre apuntado como integrante de la mafia china, que se encarga de apretar a supermercadistas de la región para hacerse con elevadas sumas de dinero. Varios de esos ataques fueron incluso grabados por las cámaras de seguridad de los negocios y causaron una gran conmoción en la ciudad por la violencia con que se dieron.

El acusado había sido capturado en marzo, en un domicilio de 25 entre 33 y 34. Estaba detenido en un calabozo de la comisaría frente al Teatro Argentino hasta las primeras horas del jueves, cuando huyó casi como por arte de magia.

Ahora todas las miradas están puestas en los agentes que formaban parte de la guardia nocturna apostada en el lugar, compuesta por varios efectivos y un subcomisario. La fiscal Virginia Bravo, quien quedó a cargo de la investigación, ordenó el secuestro de los libros de guardia de los últimos dos días y secuestró los celulares de los agentes que estuvieron en el lugar, mientras que el titular de la seccional, el comisario Julio del Dago, fue desafectado de la Fuerza mientras avanza la investigación.