Expertos de la UNLP realizan aportes para saber qué hay en el centro de la galaxia | 0221
0221
0221

Expertos de la UNLP realizan aportes para saber qué hay en el centro de la galaxia

El nuevo paradigma surge de una investigación internacional y que será publicada en la prestigiosa revista Astronomy and Astrophysics.

Un investigador de la UNLP participó de un estudio internacional que sostiene que existe un núcleo denso de partículas de materia oscura en lugar de un agujero negro en el centro de la galaxia. El trabajo involucra al Dr. en Astrofísica Carlos Argüelles, docente de la Facultad de Ciencias Exactas e investigador adjunto del CONICET, con lugar de trabajo en la Facultad de Ciencias Astronómicas y Geofísicas (FCAG-UNLP-CONICET).

Es el único argentino involucrado en este trabajo que también tiene la autoría de colegas italianos y un colombiano. El trabajo se titula: “Geodesic motion of S2 and G2 as a test of the fermionic dark matter nature of our Galactic core” y se publicará en la prestigiosa revista Astronomy and Astrophysics (A&A) el 9 de septiembre.

Si bien el tema no es nuevo en la agenda de investigación del Dr. Argüelles, lo novedoso es que esta publicación científica suma un aporte sólido para sostener que no sería un agujero negro el “protagonista” del centro de la galaxia sino materia oscura. Y esto vale para galaxias pequeñas y medianas, no sólo para nuestra Vía Láctea.

Gran parte de la comunidad astrofísica internacional toma partido por el paradigma que sostiene que en el centro de la galaxia –la nuestra y otras- hay un agujero negro supermasivo.

 “Nuestro modelo es una variante que se discute sólo en algunos grupos de investigación, escasos aún porque hace pocos años que surgió. Hasta ahora no existía una solución que pudiera probar que ese núcleo compacto de materia oscura fermiónica ubicado en el centro de la Vía Láctea, pueda explicar el movimiento de las estrellas que orbitan a su alrededor con mejor precisión que el paradigma del agujero negro”, manifestó el Dr. Argüelles.

En ese sentido, el experto agregó: “ La evidencia que estamos aportando ahora es muy fuerte ya que utilizamos todos los datos formales tomados por los telescopios más potentes del planeta, necesarios para poner en el centro de la escena a esta nube de gas densa compuesta por fermiones y no un agujero negro. Un punto central de nuestro modelo es que este núcleo denso fermiónico está rodeado por una atmósfera diluida que se extiende hacia el exterior de la Galaxia, logrando además explicar su curva de rotación, es decir la velocidad de rotación de las estrellas más externas en torno al centro”.

En cuanto al debate dentro de la comunidad científica, Argüelles contó: “Venimos peleando por esta idea desde hace varios años, siempre cuento que cuando empecé a trabajar en esto yo mismo no creía mucho en ella hasta que empecé a convencerme después de ver varios resultados alentadores, y fui cada vez más entusiasta. Trato de forzar la teoría hasta las últimas consecuencias: o la “mato” o crece. En este caso está creciendo ya que los resultados son cada vez más interesantes e interpelan a quienes siguen la línea de la presencia de un agujero negro en el centro galáctico”.

Para finalizar, destacó que “el paradigma sostiene que las galaxias medianas y chicas podrían no tener agujeros negros centrales y además refiere al rango de masa de la partícula, unas 9 veces más liviana que el electrón pero neutra, para que esta materia oscura se condense tal como lo describe nuestro modelo”. “Estamos aprendiendo qué masa tendría que tener esta nueva partícula que es algo que se desconoce. En síntesis, estamos aportando luz ahí también sobre cuál sería la naturaleza de la materia oscura, su masa y su distribución a pequeña escala”, concluyó.

Expertos de la UNLP realizan aportes para saber qué hay en el centro de la galaxia
Avance científico

Expertos de la UNLP realizan aportes para saber qué hay en el centro de la galaxia

El nuevo paradigma surge de una investigación internacional y que será publicada en la prestigiosa revista Astronomy and Astrophysics.

30 de julio de 2020

Un investigador de la UNLP participó de un estudio internacional que sostiene que existe un núcleo denso de partículas de materia oscura en lugar de un agujero negro en el centro de la galaxia. El trabajo involucra al Dr. en Astrofísica Carlos Argüelles, docente de la Facultad de Ciencias Exactas e investigador adjunto del CONICET, con lugar de trabajo en la Facultad de Ciencias Astronómicas y Geofísicas (FCAG-UNLP-CONICET).

Es el único argentino involucrado en este trabajo que también tiene la autoría de colegas italianos y un colombiano. El trabajo se titula: “Geodesic motion of S2 and G2 as a test of the fermionic dark matter nature of our Galactic core” y se publicará en la prestigiosa revista Astronomy and Astrophysics (A&A) el 9 de septiembre.

Si bien el tema no es nuevo en la agenda de investigación del Dr. Argüelles, lo novedoso es que esta publicación científica suma un aporte sólido para sostener que no sería un agujero negro el “protagonista” del centro de la galaxia sino materia oscura. Y esto vale para galaxias pequeñas y medianas, no sólo para nuestra Vía Láctea.

Gran parte de la comunidad astrofísica internacional toma partido por el paradigma que sostiene que en el centro de la galaxia –la nuestra y otras- hay un agujero negro supermasivo.

 “Nuestro modelo es una variante que se discute sólo en algunos grupos de investigación, escasos aún porque hace pocos años que surgió. Hasta ahora no existía una solución que pudiera probar que ese núcleo compacto de materia oscura fermiónica ubicado en el centro de la Vía Láctea, pueda explicar el movimiento de las estrellas que orbitan a su alrededor con mejor precisión que el paradigma del agujero negro”, manifestó el Dr. Argüelles.

En ese sentido, el experto agregó: “ La evidencia que estamos aportando ahora es muy fuerte ya que utilizamos todos los datos formales tomados por los telescopios más potentes del planeta, necesarios para poner en el centro de la escena a esta nube de gas densa compuesta por fermiones y no un agujero negro. Un punto central de nuestro modelo es que este núcleo denso fermiónico está rodeado por una atmósfera diluida que se extiende hacia el exterior de la Galaxia, logrando además explicar su curva de rotación, es decir la velocidad de rotación de las estrellas más externas en torno al centro”.

En cuanto al debate dentro de la comunidad científica, Argüelles contó: “Venimos peleando por esta idea desde hace varios años, siempre cuento que cuando empecé a trabajar en esto yo mismo no creía mucho en ella hasta que empecé a convencerme después de ver varios resultados alentadores, y fui cada vez más entusiasta. Trato de forzar la teoría hasta las últimas consecuencias: o la “mato” o crece. En este caso está creciendo ya que los resultados son cada vez más interesantes e interpelan a quienes siguen la línea de la presencia de un agujero negro en el centro galáctico”.

Para finalizar, destacó que “el paradigma sostiene que las galaxias medianas y chicas podrían no tener agujeros negros centrales y además refiere al rango de masa de la partícula, unas 9 veces más liviana que el electrón pero neutra, para que esta materia oscura se condense tal como lo describe nuestro modelo”. “Estamos aprendiendo qué masa tendría que tener esta nueva partícula que es algo que se desconoce. En síntesis, estamos aportando luz ahí también sobre cuál sería la naturaleza de la materia oscura, su masa y su distribución a pequeña escala”, concluyó.


COTIZÁ TU SEGURO DEL AUTO YA

COMENTARIOS

El nuevo paradigma surge de una investigación internacional y que será publicada en la prestigiosa revista Astronomy and Astrophysics.