sábado 22 de junio de 2024

El calvario de una vecina por un poste de Telefónica podrido en el patio de su casa

Hace cuatro años que viene reclamando por esta situación. Las insólitas idas y vueltas con la empresa de telefonía.

--:--

Una vecina de 40 entre 7 y 8 vive un verdadero calvario debido a un poste de luz de Telefónica que está emplazado en el patio de su casa, en pésimas condiciones. La mujer realizó el primer reclamo en 2016 ante la peligrosidad que representa para su familia y la empresa viene esquivando su responsabilidad desde ese momento.

"Vivo acá hace 8 años, la casa es de hace mucho antes. Yo me mudé y ya estaba acá. En su momento la casa no se usaba mucho y cuando nos mudamos nosotros limpiamos una montaña de escombros y vimos que estaba la base podrida del poste", explicó a 0221.com.ar la denunciante.

Lee además

A partir de ahí notaron el peligro que corrían y la necesidad de sacarlo. Pero allí comenzó el verdadero tormento, cuando se comunicaron para alertar a Telefónica. Es que durante cuatro años la empresa no se hizo cargo ni brindó alguna solución, sino que hizo del problema una gran pesadilla.

Según explicó la vecina, nunca le dieron importancia a sus denuncias y su rutina diaria se convirtió en llamar todos los días a Telefónica. En varias oportunidades habló con diferentes empleados de la compañía, quienes en más de una ocasión le manifestaron que sus anteriores reclamos no habían quedado constatados.

"El 3 de marzo me acerqué a Telefónica con los reclamos y les expliqué lo que me pasaba, la persona que me atendió no lo podía creer, no figuraba ningún reclamo. Me dijo que menos mal que tenía eso porque no figuraba nada", indicó y agregó:"Me dijeron que hacían una gestión de dos días, me pidió que mande las fotos y a los días vino una persona a corroborar que lo que yo decía era verdad, y me dijeron que e iban a contactar conmigo. Pero a partir de ahí nunca más nada", detalló.

Por si fuera poco, como todos los días, este viernes volvió Telefonica una vez más, donde le dijeron que el problema ya estaba solucionado, aunque el poste sigue exactamente en el mismo lugar con la base podrida, cables funcionando y caído sobre una medianera.

Al insistir con que no se había solucionado el tema, desde la empresa le dijeron que tenía poca paciencia. Sin embargo, la mujer realiza el reclamo desde el 2016 y sigue sin una respuesta concreta, más que idas y vueltas con los empleados de Telefónica.

Por último, señaló que "representa un peligro grande, para mi familia, mi hijo y los vecinos". Una casa se puede recuperar pero en las condiciones que está puede lastimar gravemente".

Dejá tu comentario

Las más leídas

Te puede interesar