sábado 22 de junio de 2024

Denuncian "mala praxis" tras la muerte de un chico de La Plata que tenía coronavirus

Se trata de un adolescente de 14 años que padecía epilepsia. La familia denuncia que "lo dejaron morir" y no le brindaron la atención que necesitaba.

--:--

El caso del nene de 14 años fallecido hace pocos días en la Clínica de la Ribera alertó a ciudadanos y autoridades, por tratarse de un menor de edad con un cuadro de múltiples aristas que incluía coronavirus pero también epilepsia previa. La familia del adolescente se contactó con 0221.com.ar para denunciar que en la clínica no le dieron los cuidados necesarios en el marco de sus padecimientos previos, y que "lo dejaron morir".

Según Mirta Jiménez se trató de un "abandono de persona, porque él no se puede haber muerto por un ataque de epilepsia. Entró el jueves 4 a la Clínica de la Ribera y estuvo hasta que falleció, el viernes 12. Cuando entró le pusieron suero nada más, y a los cuatro días le detectaron coronavirus. Cuando mi otro hijo, que estaba a su cuidado, llamaba a las enfermeras o médicos porque su hermano tenía dolores en el cuerpo, ellos no le daban nada, le decían que lo levante y lo haga caminar, y por eso se cayó y se lastimó dos veces", denunció la mujer.

Lee además

Otro de sus hijos estaba a cargo del niño ya que ella sufre una enfermedad respiratoria, por lo cual no le permitían ingresar a la clínica dado el contexto de pandemia por coronavirus. Según contó Jiménez, el jueves mismo a la tarde (un día antes del fallecimiento) llamó a  su otro hijo al teléfono y éste le dijo que el menor "estaba mal, rígido, y no se movía". "Me cansé de llamar a la clínica y decían que mi hijo estaba bien, pero esa madrugada le agarró una convulsión y murió", contó la mujer, que sugiere que no le dieron los cuidados necesarios para su cuadro de epilepsia y por eso empeoró.

"Ahora uno me dice una cosa, otros otra. Dicen que se aspiró el vómito, que se mordió la lengua, otros dicen que lo fulminó el COVID o que hizo un paro cardíaco por la epilepsia. No sé ni si quiera si se contagió coronavirus ahí, no dicen nada. Quiero que se haga justicia y si se tiene que cerrar esa clínica que se cierre", manifestó Jiménez.

Y agregó que "ni ellos saben lo que tenía; cuando hablé el jueves le querían dar el alta el sábado porque según ellos estaba bien, pero él no estaba bien. No lo atendían por el cuadro de epilepsia, el día antes (jueves) a las 18 mi hijo tenía el brazo y la pierna duro, y ellos no hicieron nada. Ese día a las 22 me llamó una doctora y dijo que mi hijo se orinaba, era por el dolor, no se podía mover, ellos insistían con que lo levantemos y lo llevemos al baño, mi hijo lo hizo pero él se cayó dos veces y se golpeó la cabeza, no podía. De hecho mi hijo lo tuvo que levantar solo porque (el personal de salud) se desligaban de todo", advirtió Jiménez.

"Siento que lo dejé en esa clínica de porquería para morir. La clínica ya tiene varias denuncias y quiero que se haga justicia, a mi hijo lo dejaron morir. Ni los médicos ni las enfermeras nos prestaban atención. Cuando se murió vinieron como 15, ¿de qué me servía?", manifestó con dolor. 0221.com.ar intentó comunicarse con la Clínica de la Ribera pero las autoridades se negaron a dar declaraciones. 

Dejá tu comentario

Las más leídas

Te puede interesar