jueves 06 de junio de 2024

Debate caliente en el Concejo por el destino de los fondos municipales de La Plata

La Comisión de Hacienda fue escenario de una fuerte discusión por el modo en que el Ejecutivo distribuyó los fondos en 2019. Objetan subejecuciones y la deuda.

--:--

La discusión en torno a los números de la Rendición de Cuentas del ejercicio 2019 de la Municipalidad de La Plata recalentó el ambiente político en La Plata durante la reunión de Comisión de Hacienda en la que el oficialismo avanzará con un despacho de aprobación que llegará al recinto a principio de julio. La subejecución de partidas sensibles como las de Salud, Desarrollo Social y Seguridad y la sobreejecución en otras, como las de Espacios Públicos y Gobierno formaron parte de las objeciones realizada por la oposición, junto con el déficit de 600 millones con el que cerró el ejercicio.

Encabezando la defensa de los números del intendente Julio Garro estuvo su secretario de Economía Horacio Prada, pero también lo hicieron el titular de la APR (Agencia Platense de Recaudación) León Salim, el titular del Mercado Regional Rubén Casanovas y la presidenta del Ente Municipal, Cristina Gelos. Todos ellos acompañados por la presidenta de la Comisión, Carla Fernández.

Lee además

El clímax del encuentro se produjo hacia el final, cuando la concejala Victoria Tolosa Paz, voz cantante del Frente de Todos durante la reunión, encendió su intervención con un reproche vehemente con lineamientos políticos respecto de lo que para su sector debiera ser la distribución de los fondos por parte del Departamento Ejecutivo. La carga tuvo como blanco a Prada pese a que los cuestionamientos estaban más relacionados con los funcionarios de cada área donde se detectan las subejecuciones, quienes no estaban presente.

La de la concejal que además es responsable del Consejo Nacional de Coordinación de Políticas Sociales fue la última intervención y dejó la sensación de que la oposición seguramente no acompañará los números con los que el intendente Garro transitó el último año de gestión de su primer período antes de su reelección. No fue casual que la característica de año electoral atravesara toda la reunión en el discurso de la oposición.

El objetivo del oficialismo es responder las preguntas específica sobre algunas áreas y programas que los concejales del la oposición plantearon en el encuentro y no pudieron ser respondidas por el titular de Hacienda, para avanzar con un despacho aprobatorio que llegaría al recinto en la primera sesión de julio.

Como ya informó 0221.com.ar, la interpretación del Departamento Ejecutivo, ratificada por los funcionarios que participaron de la reunión es que la Municipalidad de La Plata goza de “cierta autonomía financiera para afrontar la gestión”. Lo hace en base a un análisis de la distribución del gasto el cual fue afrontado en un 80,72% con recursos del tesoro “de libre disponibilidad”, mientras el 10,84% corresponden a recaudación provincial, 7,69% de la recaudación municipal y 0,76% del orden nacional.

En el rubros gastos, el equipo económico municipal resalta que “se cerró el ejercicio con equilibrio presupuestario con un comportamiento financiero razonable que permite demostrar una gestión prudente que contribuyó a una mejor organización de la Hacienda municipal”. 

No obstante, al exponer el resultado tal cual lo exige el decreto de Reforma de Administración Financiera en el Ámbito Municipal (RAFAM) en sus artículos 43 y 44, surge un saldo negativo de $627.736.881,32, lo que implica “un desequilibrio fiscal” según las exigencias de la Ley Orgánica Municipal.

Durante 2019 el Municipio recaudó $4.850 millones en concepto de recursos propios (tasas, derechos, contribuciones y demás tributos), aportando el 51% de los ingresos totales de la comuna. Ese monto representa -según explicaron los responsables de la APR- un incremento de 37% respecto a 2018, un desempeño medio respecto a organismos recaudadores de otros niveles de gobierno durante igual período (33% ARBA y 47% AFIP).

Los tributos más relevantes fueron la Tasa por Inspección de Seguridad e Higiene y la Tasa por Servicios Urbanos Municipales, que en conjunto aportaron el 70% de la recaudación. Otros recursos destacados fueron la Tasa por Alumbrado Público, el Impuesto a los Automotores, los Derechos Ocupación o Uso de Espacios Públicos, la Tasa por Servicios Varios (Agua y Gas), los Derechos de Publicidad y Propaganda y las tasas vinculadas con antenas de telecomunicaciones. 

El rubro recaudación fue el menos objetado durante la reunión por los concejales opositores e incluso hubo algún reconocimiento hacia algunas medidas encaradas durante el ejercicio 2019 para mejorar el desempeño respecto al año anterior.

En lo que hace a los gastos, desde el Poder Ejecutivo se detalló que en el año 2019 se comprometieron $10.655 millones, de los cuales un 26% fueron destinados al personal

LAS CRITICAS

El déficit de 627 millones en un año electoral, producto de una deuda con proveedores que se suman a 800 millones para suma alrededor de 1.400 millones de pesos, fue uno de los puntos más objetados por concejales y concejalas del Frente de Todos, quienes remarcaron que se produjo en el año en el que el intendente protagonizó la campaña por su reelección.

Y el otro bloque de críticas apuntó contra la distribución del dinero. Apuntaron contra la ejecución presupuestaria de la Secretaría de Espacios Públicos así como a la gestión de los residuos, atendida desde esa área que contaba con un presupuesto de 2.787 millones pero gastó 3.682 millones de pesos. Entre los detalles que pidieron conocer los concejales opositores figuran la discriminación de los montos que se pagan al Ceamse y los que van a la empresa Esur SA. También pidieron conocer cuántas toneladas de residuos produce la ciudad.

También objetaron la sobreejecución de las secretarías de Gobierno, de la cual dependen las delegaciones comunales, y la de Coordinación de Gabinete, que tiene a su cargo la relación contractual con el sistema de cooperativas. El caso de Gobierno es el más elocuente, ya que contaba con 656 millones de pesos contra los 1.221 millones que terminó gastando.

Como contraposición cuestionaron con severidad las subejecuciones de las Secretarías de Salud, Desarrollo Social y Seguridad. "Detectamos una disminución enorme en áreas que son claves especialmente en el contexto actual, y la única respuesta que recibimos es que siempre pasa, lo cual es inaceptable", dijo Lamberti.

La concejal del Frente de Todos remarcó lo que es una "falta de inversión importante en Salud, cuando lo necesitamos más que nunca". Y mencionó el déficit especialmente en la Centros de Atención Primaria y en la producción de medicamentos. También refirió al área de Asistencia a la Víctima que "tenía presupuestado 60 millones para una obra que directamente no se hizo y quedó sin dinero imputado".

"Nos preguntamos a dónde va realmente el dinero porque tampoco se ve una mejora en las áreas sobrefacturadas, ni en la gestión de los residuos ni en los centros comunales vemos una inversión que pueda justificar esa sobreejecución", cerró la edil.

Dejá tu comentario

Las más leídas

Te puede interesar