Coronavirus: los visones sacrificados en Dinamarca salen de la tierra pero no hay peligro | 0221
0221
0221

Coronavirus: los visones sacrificados en Dinamarca salen de la tierra pero no hay peligro

Las autoridades de aquel país escandinavo indicaron que este fenómeno no produce riesgo alguno de contagio del virus.

Los gases de los cuerpos en descomposición están haciendo que los visones sacrificados en Dinamarca salgan a la superficie, algo que según las autoridades no representa un riesgo de contagio. Los habían matado masivamente para prevenir que una cepa mutante del coronavirus se expandiera en los seres humanos.

Así lo han reportado medios de aquel país europeo, que afirman que ello es consecuencia de los gases que se producen durante la descomposición de los restos. Por ende, en West Jutland, región donde se sacrificaron millones de especímenes, han tenido que volver a enterrar los cadáveres, publicó Infobae.

Según los funcionarios daneses el problema ocurrió porque algunos de los pozos donde enterraron a los visones solo tenían un metro de profundidad, lo que facilitó que los cuerpos se llenaran de gases y salieran a la superficie. Dijeron que se está agregando más tierra a los pozos para evitar que ello vuelva a suceder.

De acuerdo con Thomas Kristensen, portavoz de la Policía Nacional, el suelo arenoso en el oeste de Jutlandia es en parte responsable de lo sucedido, porque no es lo suficientemente pesado para detener los cuerpos de los visones.

En Dinamarca se tomó la determinación de sacrificar a toda la población de visones del país, unos 17 millones, luego de que estos pequeños animales quedaran en la mira de las autoridades luego de que se confirmara que habían contraído el COVID-19. Pese a las críticas y los problemas, las autoridades y políticos que apoyaron la decisión la reclaman como una victoria, ya que desde el 15 de septiembre no hay reportes de contagios con la nueva mutación del virus, cerró aquel portal.

Foto de portada: REUTERS.

Coronavirus: los visones sacrificados en Dinamarca salen de la tierra pero no hay peligro
PANDEMIA

Coronavirus: los visones sacrificados en Dinamarca salen de la tierra pero no hay peligro

Las autoridades de aquel país escandinavo indicaron que este fenómeno no produce riesgo alguno de contagio del virus.

27 de noviembre de 2020

Los gases de los cuerpos en descomposición están haciendo que los visones sacrificados en Dinamarca salgan a la superficie, algo que según las autoridades no representa un riesgo de contagio. Los habían matado masivamente para prevenir que una cepa mutante del coronavirus se expandiera en los seres humanos.

Así lo han reportado medios de aquel país europeo, que afirman que ello es consecuencia de los gases que se producen durante la descomposición de los restos. Por ende, en West Jutland, región donde se sacrificaron millones de especímenes, han tenido que volver a enterrar los cadáveres, publicó Infobae.

Según los funcionarios daneses el problema ocurrió porque algunos de los pozos donde enterraron a los visones solo tenían un metro de profundidad, lo que facilitó que los cuerpos se llenaran de gases y salieran a la superficie. Dijeron que se está agregando más tierra a los pozos para evitar que ello vuelva a suceder.

De acuerdo con Thomas Kristensen, portavoz de la Policía Nacional, el suelo arenoso en el oeste de Jutlandia es en parte responsable de lo sucedido, porque no es lo suficientemente pesado para detener los cuerpos de los visones.

En Dinamarca se tomó la determinación de sacrificar a toda la población de visones del país, unos 17 millones, luego de que estos pequeños animales quedaran en la mira de las autoridades luego de que se confirmara que habían contraído el COVID-19. Pese a las críticas y los problemas, las autoridades y políticos que apoyaron la decisión la reclaman como una victoria, ya que desde el 15 de septiembre no hay reportes de contagios con la nueva mutación del virus, cerró aquel portal.

Foto de portada: REUTERS.

COMENTARIOS

Las autoridades de aquel país escandinavo indicaron que este fenómeno no produce riesgo alguno de contagio del virus.