0221
0221

Así está hoy el Patio Nazarí, una joya platense a un paso del derrumbe

Un vecino tuvo la oportunidad de ingresar a la Casa Arana y compartió con 0221.com.ar las fotos del estado actual de la maravillosa reliquia, que es muy similar al Patio de los Leones de la Alhambra de Granada, y esconde una de las historias más pintorescas de la ciudad. Tal como está ocurriendo con muchos bienes patrimoniales de La Plata, la estructura corre serios riesgos de deteriorarse por completo.

Cientos de platenses pasan por la desgastada y vieja puerta de doble hoja de la casona ubicada en 49 entre 2 y 3 sin saber que, detrás de lo que parece una vivienda abandonada, está escondida una joya arquitectónica de La Plata: el Patio Nazarí. Ese lugar es más conocido como la Casa Arana, el hogar donde vivió Diego Pantaleón Arana el suegro y tío del fundador de la ciudad Dardo Rocha. Después de mucho tiempo, un vecino logró ingresar a este tesoro oculto en el casco urbano local y compartió las imágenes con 0221.com.ar.

En las imágenes se puede ver el estado de abandono en el que se encuentra la obra ejecutada por el artista español Ángel Pérez Muñoz en 1889. Lo más llamativo de esta pieza, es que se integró a la casa original, es decir, a la construcción existente. Sin embargo, el descuido y el paso del tiempo están haciendo estragos en cada una de los muros y columnas que conforman el Patio Nazarí.

El techo se rompió todo y empezó a entrar agua, en fin, se deterioró. Son piezas de yeso que con el agua se desgranan. Por otro lado, las columnas en su interior son de madera y se hincharon, por eso explotó el revestimiento y se partió”, había explicado a 0221.com.ar la asesora patrimonial de Defendamos La Plata, Marcela Nacarate.

Años atrás, la Comisión de Investigaciones Científicas de la Provincia de Buenos Aires (CIC) realizó un extenso informe en el que pudo constatar las roturas en los cerámicos, mosaicos, las roturas en los techos y el pésimos estado de sus seis columnas que, como se puede ver en las fotos, están cada vez más deterioradas, sobre todo en su parte inferior. En este contexto, los especialistas recomendaron la elaboración de un plan integral que involucre especialistas capacitados en moldería, reproducciones en yeso y técnicos y mano de obra calificada.

Esto nunca ocurrió y el interior de la Casa Arana sufre cada vez que hay una tormenta en la ciudad por el agua que entra y daña cada vez más cada una de sus piezas.

A pesar de ser declarado como “Bien Patrimonial del Casco Fundacional" por el Municipio y como “Bien de Interés Histórico y Arquitectónico e incorporada al Patrimonio Cultural” de la Provincia, la política aún no destinó los fondos para salvar esta histórica edificación.

Un vecino tuvo la oportunidad de ingresar a la Casa Arana y compartió con 0221.com.ar las fotos del estado actual de la maravillosa reliquia, que es muy similar al Patio de los Leones de la Alhambra de Granada, y esconde una de las historias más pintorescas de la ciudad. Tal como está ocurriendo con muchos bienes patrimoniales de La Plata, la estructura corre serios riesgos de deteriorarse por completo.

26 de enero de 2020

Cientos de platenses pasan por la desgastada y vieja puerta de doble hoja de la casona ubicada en 49 entre 2 y 3 sin saber que, detrás de lo que parece una vivienda abandonada, está escondida una joya arquitectónica de La Plata: el Patio Nazarí. Ese lugar es más conocido como la Casa Arana, el hogar donde vivió Diego Pantaleón Arana el suegro y tío del fundador de la ciudad Dardo Rocha. Después de mucho tiempo, un vecino logró ingresar a este tesoro oculto en el casco urbano local y compartió las imágenes con 0221.com.ar.

En las imágenes se puede ver el estado de abandono en el que se encuentra la obra ejecutada por el artista español Ángel Pérez Muñoz en 1889. Lo más llamativo de esta pieza, es que se integró a la casa original, es decir, a la construcción existente. Sin embargo, el descuido y el paso del tiempo están haciendo estragos en cada una de los muros y columnas que conforman el Patio Nazarí.

El techo se rompió todo y empezó a entrar agua, en fin, se deterioró. Son piezas de yeso que con el agua se desgranan. Por otro lado, las columnas en su interior son de madera y se hincharon, por eso explotó el revestimiento y se partió”, había explicado a 0221.com.ar la asesora patrimonial de Defendamos La Plata, Marcela Nacarate.

Años atrás, la Comisión de Investigaciones Científicas de la Provincia de Buenos Aires (CIC) realizó un extenso informe en el que pudo constatar las roturas en los cerámicos, mosaicos, las roturas en los techos y el pésimos estado de sus seis columnas que, como se puede ver en las fotos, están cada vez más deterioradas, sobre todo en su parte inferior. En este contexto, los especialistas recomendaron la elaboración de un plan integral que involucre especialistas capacitados en moldería, reproducciones en yeso y técnicos y mano de obra calificada.

Esto nunca ocurrió y el interior de la Casa Arana sufre cada vez que hay una tormenta en la ciudad por el agua que entra y daña cada vez más cada una de sus piezas.

A pesar de ser declarado como “Bien Patrimonial del Casco Fundacional" por el Municipio y como “Bien de Interés Histórico y Arquitectónico e incorporada al Patrimonio Cultural” de la Provincia, la política aún no destinó los fondos para salvar esta histórica edificación.

COMENTARIOS

Un vecino tuvo la oportunidad de ingresar a la Casa Arana y compartió con 0221.com.ar las fotos del estado actual de la maravillosa reliquia, que es muy similar al Patio de los Leones de la Alhambra de Granada, y esconde una de las historias más pintorescas de la ciudad. Tal como está ocurriendo con muchos bienes patrimoniales de La Plata, la estructura corre serios riesgos de deteriorarse por completo.