0221
0221

Por una presunta mala praxis en el hospital de Berisso, una bebé podría perder los dedos de una mano

La familia de una beba de apenas cinco días de vida denuncia un caso de mala praxis en el Hospital Larrain de Berisso. Presumen que por una mala colocación de la intravenosa puede perder los dedos de la mano. Está internada en el Hospital de Niños. 

La familia de Lucía Q.R. denuncia un grave hecho de mala praxis que podría haber puesto a la beba, de tan solo 5 días de vida, en riesgo de perder los dedos de su mano izquierda. Nacida el viernes por la tarde en el Hospital Larrain de Berisso, "sanita" según su familia, fue derivada al hospital de Niños el sábado a la mañana por una obstrucción, según explicó a 0221.com.ar su abuela, Fabiana Iraola. Tenía el brazo inflamado y no paraba de llorar: "Cuando la trasladaban tenía el brazo frío, blanco, como muerto", aseguró la mujer. 

Desde entonces permanece internada en Neonatología, donde los médicos, en un primer momento, evaluaron la posibilidad de amputarle el brazo por la obstrucción que sufrió -que habría afectado el tejido, arterias y venas en toda la zona. Sin embargo, este mismo miércoles (21 de agosto) los profesionales indicaron que la beba tiene comprometidos solo los dedos del brazo izquierdo, que de no "caer solos" deberán ser extraídos, ya que solo la mano todavía tiene pulso.

"Difundimos esto no para que cambie algo, porque el mal ya está hecho, sino para que se sepa que hubo mala praxis. Y la culpa no la tiene solamente el director, sino la persona que colocó mal el suero, y el resto de los médicos que no se dieron cuenta de esto", señaló Iraola. La mujer señaló que el director del Larrain, Alfredo Sanaroni, se acercó a la familia para ponerse a disposición, pero insiste en que la situación se debió a una "falta de responsabilidad y profesionalismo" por parte del personal del nosocomio.

Los padres de la beba son jóvenes, ya tienen otros dos hijos y viven en Berisso, en una casa en el mismo terreno que Iraola. Con el acompañamiento de un abogado, ya presentaron una denuncia penal ante la Justicia para esclarecer los hechos. "Tengo entendido que los deditos están perdidos, si no se caen solos el médico va a tener que limpiar", aseguró la abuela de la beba. 

Por su parte, fuentes del Ministerio de Salud se limitaron a decir que "la evolución de la bebé es buena, con buen pronóstico hasta ahora, y esperamos que siga su curso". Además, aseguraron que los médicos "están haciendo todo lo posible para que no tenga ninguna otra instancia" quirúrgica, y respecto de la denuncia por mala praxis aclararon que por el momento "la prioridad es la salud de la beba". 

 

La familia de una beba de apenas cinco días de vida denuncia un caso de mala praxis en el Hospital Larrain de Berisso. Presumen que por una mala colocación de la intravenosa puede perder los dedos de la mano. Está internada en el Hospital de Niños. 

21 de agosto de 2019

La familia de Lucía Q.R. denuncia un grave hecho de mala praxis que podría haber puesto a la beba, de tan solo 5 días de vida, en riesgo de perder los dedos de su mano izquierda. Nacida el viernes por la tarde en el Hospital Larrain de Berisso, "sanita" según su familia, fue derivada al hospital de Niños el sábado a la mañana por una obstrucción, según explicó a 0221.com.ar su abuela, Fabiana Iraola. Tenía el brazo inflamado y no paraba de llorar: "Cuando la trasladaban tenía el brazo frío, blanco, como muerto", aseguró la mujer. 

Desde entonces permanece internada en Neonatología, donde los médicos, en un primer momento, evaluaron la posibilidad de amputarle el brazo por la obstrucción que sufrió -que habría afectado el tejido, arterias y venas en toda la zona. Sin embargo, este mismo miércoles (21 de agosto) los profesionales indicaron que la beba tiene comprometidos solo los dedos del brazo izquierdo, que de no "caer solos" deberán ser extraídos, ya que solo la mano todavía tiene pulso.

"Difundimos esto no para que cambie algo, porque el mal ya está hecho, sino para que se sepa que hubo mala praxis. Y la culpa no la tiene solamente el director, sino la persona que colocó mal el suero, y el resto de los médicos que no se dieron cuenta de esto", señaló Iraola. La mujer señaló que el director del Larrain, Alfredo Sanaroni, se acercó a la familia para ponerse a disposición, pero insiste en que la situación se debió a una "falta de responsabilidad y profesionalismo" por parte del personal del nosocomio.

Los padres de la beba son jóvenes, ya tienen otros dos hijos y viven en Berisso, en una casa en el mismo terreno que Iraola. Con el acompañamiento de un abogado, ya presentaron una denuncia penal ante la Justicia para esclarecer los hechos. "Tengo entendido que los deditos están perdidos, si no se caen solos el médico va a tener que limpiar", aseguró la abuela de la beba. 

Por su parte, fuentes del Ministerio de Salud se limitaron a decir que "la evolución de la bebé es buena, con buen pronóstico hasta ahora, y esperamos que siga su curso". Además, aseguraron que los médicos "están haciendo todo lo posible para que no tenga ninguna otra instancia" quirúrgica, y respecto de la denuncia por mala praxis aclararon que por el momento "la prioridad es la salud de la beba". 

 

COMENTARIOS

La familia de una beba de apenas cinco días de vida denuncia un caso de mala praxis en el Hospital Larrain de Berisso. Presumen que por una mala colocación de la intravenosa puede perder los dedos de la mano. Está internada en el Hospital de Niños.