La racha que cortó Gimnasia con la victoria ante Newell's y lo ayuda a ganar confianza
0221
0221

La racha que cortó Gimnasia con la victoria ante Newell's y lo ayuda a ganar confianza

El equipo mens sana derrotó a la Lepra y no solo consiguió pasar de fase en la Copa de la Superliga, sino que también le puso fin a la sequía de triunfos jugando como visitante.

En una temporada donde la irregularidad ha sido una constante en el Lobo, el déficit principal estuvo cada vez que le tocó salir del Bosque. Con la victoria 3 a 1, en el Coloso Marcelo Bielsa, el elenco albiazul cortó una racha de nueve partidos sin poder ganar fuera de su casa.

El 16 de septiembre del 2018 fue la última vez que Gimnasia había festejado jugando como visitante. Fue ante Patronato, por la fecha 5 de la Superliga y los dirigidos en aquel momento por Pedro Troglio, ganaron 2 a 0 con goles de Santiago Silva.

Después de ese día y antes del duelo ante la Lepra, el Lobo disputó un total de 9 partidos en dicha condición, de los cuales perdió 7 y empató 2. Sin dudas que fue uno de los puntos más flojos de la campaña tripera durante este 2018/2019 y algo que no solamente le costó romper a Pedro Troglio, sino que también a los técnicos que estaban antes.

Si dejamos de lado el triunfo frente al Patrón, hay que retrotraerse a la fecha 4 de la Superliga 2017/2018, cuando el conjunto albiazul derrotó a Olimpo por 1 a 0, en el Carminatti y con un gol olímpico de Brahian Alemán. En ese momento, el entrenador tripero era Mariano Soso. Esto da la pauta de que en el ciclo de Facundo Sava, que siguió al del rosarino, no se registraron victorias jugando como visitante, habiéndose disputado 13 partidos. 

Teniendo en cuenta este panorama, el triunfo y clasificación a octavos de final en la Copa de la Superliga se transformó en un envión anímico muy importante para los futbolistas comandados por Darío Ortiz, que ahora deberá enfrentar a Defensa y Justicia, un rival al que nunca le pudo ganar en el historial.

 

El equipo mens sana derrotó a la Lepra y no solo consiguió pasar de fase en la Copa de la Superliga, sino que también le puso fin a la sequía de triunfos jugando como visitante.

23 de abril de 2019

En una temporada donde la irregularidad ha sido una constante en el Lobo, el déficit principal estuvo cada vez que le tocó salir del Bosque. Con la victoria 3 a 1, en el Coloso Marcelo Bielsa, el elenco albiazul cortó una racha de nueve partidos sin poder ganar fuera de su casa.

El 16 de septiembre del 2018 fue la última vez que Gimnasia había festejado jugando como visitante. Fue ante Patronato, por la fecha 5 de la Superliga y los dirigidos en aquel momento por Pedro Troglio, ganaron 2 a 0 con goles de Santiago Silva.

Después de ese día y antes del duelo ante la Lepra, el Lobo disputó un total de 9 partidos en dicha condición, de los cuales perdió 7 y empató 2. Sin dudas que fue uno de los puntos más flojos de la campaña tripera durante este 2018/2019 y algo que no solamente le costó romper a Pedro Troglio, sino que también a los técnicos que estaban antes.

Si dejamos de lado el triunfo frente al Patrón, hay que retrotraerse a la fecha 4 de la Superliga 2017/2018, cuando el conjunto albiazul derrotó a Olimpo por 1 a 0, en el Carminatti y con un gol olímpico de Brahian Alemán. En ese momento, el entrenador tripero era Mariano Soso. Esto da la pauta de que en el ciclo de Facundo Sava, que siguió al del rosarino, no se registraron victorias jugando como visitante, habiéndose disputado 13 partidos. 

Teniendo en cuenta este panorama, el triunfo y clasificación a octavos de final en la Copa de la Superliga se transformó en un envión anímico muy importante para los futbolistas comandados por Darío Ortiz, que ahora deberá enfrentar a Defensa y Justicia, un rival al que nunca le pudo ganar en el historial.

 

COMENTARIOS