"Preservativo para vulvas", el proyecto de un grupo de platenses que llega al Encuentro Feminista | 0221
0221
0221

"Preservativo para vulvas", el proyecto de un grupo de platenses que llega al Encuentro Feminista

Están en La Plata, CABA y el Conurbano bonaerense. Son activistas lesbianas, mujeres, varones trans y personas no binarias que exigen un preservativo diseñado específicamente para sus prácticas sexuales, en particular para el contacto entre vulvas, que sea de distribución gratuita igual que los preservativos peneanos. Denuncian que el sexo entre personas con vagina está invisibilizado y, por eso, el Estado no ofrece alternativas para la prevención de Infecciones de Transmisión Sexual (ITS). 

Por Mariana Sidoti y Florencia Tróccoli 

Proyecto Preservativo para Vulvas es un grupo independiente, horizontal y apartidario que propone la creación y distribución gratuita de un preservativo diseñado para sus cuerpos y prácticas sexuales, en especial para el contacto entre vulvas. "Por lo que pudimos investigar, todavía no existe en otras partes del mundo un preservativo diseñado para practicar tribadismo, comúnmente llamado tijereteo", explican en diálogo con 0221.com.ar. Y eso, creen, en un marco de mayor visibilidad de relaciones y vínculos no heterosexuales, es cada vez más urgente y necesario. Es, en pocas palabras, un derecho humano básico a la salud que hay que empezar a hacer cumplir.

Pero la propuesta es integral: también exigen la implementación de la Educación Sexual Integral (ESI) en todos los establecimientos educativos, una educación "no heteronormada y falocéntrica que contemple las prácticas sexuales entre personas con vulva e informe sobre los métodos con los que actualmente contamos para cuidarnos". Entre esas opciones está el campo de látex, diseñado para el sexo oral, que "actualmente muy difíciles de conseguir y carísimos, aunque existen en otros países" y en Argentina son reemplazados por campos de látex caseros hechos a partir de un preservativo peneano, guantes quirúrgicos o la goma dique ("dental dam"), un material de uso odontológico que también se consigue en el país.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

✊¡HORA DE ACTIVAR POR NUESTRA SALUD Y NUESTRO PLACER!✊ - Somos personas con vulva organizadas que exigimos al Estado la implementación de nuevas políticas de salud sexual. Reclamamos la creación y la distribución gratuita de un preservativo diseñado para nuestrxs cuerpxs y prácticas sexuales, en especial para el contacto entre vulvas, pedimos educación sexual integral y un protocolo ginecológico que garantice atención responsable y respetuosa que nos brinde la información necesaria sobre nuestra salud sexual. Nos organizamos de manera autoconvocada, independiente, horizontal y apartidaria. Nuestras identidades son diversas: somos mujeres cis, varones trans y personas no binarias, somos lesbianas, bisexuales, heterosexuales, etc. Sostenemos una postura transfeminista e interseccional. – Es necesario concientizar respecto a: . ▫La ausencia de una educación sexual integral que brinde información sobre el riesgo de contraer infecciones de transmisión sexual en el sexo entre personas con vulva. . ▫El destrato ginecológico hacia las personas con vulva que tengan o quieran tener relaciones con personas con vulva, y la invisibilización sistemática de identidades diversas en las políticas de salud. . ▫La falta de métodos efectivos para la prevención de infecciones de transmisión sexual en las relaciones sexuales entre personas con vulva. Que nos enseñen a recortar un preservativo diseñado para penes además de ser simbólicamente violento por machista y penecéntrico, no es una opción higiénica ni factible porque no sirve como barrera en el contacto vulva con vulva, es físicamente inviable. . Nuestra salud merece un preservativo pensado para nosotres, gratuito y de acceso público. ¡Preservativo para vulvas ya! - ¡Les invitamos a difundir el reclamo, a llevarlo a espacios de debate, a ponernos en contacto y a hacer presente la necesidad de un preservativo pensado para nuestrxs cuerpxs y nuestras prácticas sexuales! - Para sumarte o colaborar con el proyecto, escribinos a nuestro mail 📧 proyecto.preservativoparavulvas@gmail.com o mandanos un mensaje por esta página.

Una publicación compartida de Proyecto Preservativo Vulvas (@proyecto.preservativovulvas) el

También están los preservativos intravaginales, que cubren parcialmente la vulva y sirven para penetración vaginal, y los guantes de látex quirúrgicos o dedales de látex descartables, que permiten la penetración anal y vaginal y estimular el clítoris. Por último, el preservativo peneano sirve para utilizarlo en juguetes sexuales. Pero, como se verá, está lejos de ser la única opción. "Exigimos que el Estado garantice el acceso a los preservativos intravaginales (conocidos como los preservativos “femeninos”), a los campos de latex y a los dedales de latex.  Así como desde el Estado se distribuyen de forma gratuita los preservativos para penes, pensamos que también debería hacerse lo mismo con los preservativos intravaginales (conocidos como los preservativos “femeninos”), con los campos de latex y con los dedales de latex", explican.

Además, en esa línea, proponen la creación de un preservativo que sirva como protección en la práctica sexual en la que hay contacto entre vulvas, llamado "tribadismo" o vulgarmente tijereteo. Es que a diferencia de lo que muchas personas creen, el papel film -que suele recomendarse para estas prácticas- no es garantía de cuidado: "Las conclusiones que obtuvimos, derivadas de experiencias e investigaciones, nos llevan a no recomendar su uso. El film que se consigue mayormente es de un material poroso y no esterilizado, por lo que pone en riesgo nuestra salud", apuntan. 

Otro de sus reclamos es un protocolo ginecológico que garantice una atención responsable y respetuosa para todas las personas, "que nos brinde información adecuada y completa sobre nuestra salud sexual. Estamos hartes de la presunción de heterosexualidad, de la minimización de nuestras consultas, de las violencias fuera y dentro del consultorio, de la invisibilización de nuestro deseo y de nuestras prácticas sexuales", advierten. La atención médica ginecológica, precaria a la hora de enfocarse en personas cuyas sexualidades no se correspondan con la heterosexual, es uno de los mayores desafíos para mujeres, lesbianas, personas no binarias, bisexuales y varones transexuales, que terminan por tener que explicarle al profesional justamente lo que el profesional debería poder explicarles a ellas/es/os. 

UNA DEMANDA QUE CRECE

"El grupo en La Plata está formado desde hace poco, algo así como un mes. Tuvimos una primera reunión a la que asistimos poquites, pero contamos con mas de 15 personas interesadas, de diversas identidades. Las primeras reuniones generales del Proyecto fueron en junio de este año, en CABA. Desde entonces conformamos el grupo de activistas, residentes de CABA, Conurbano y de La Plata. Estamos de a poco ampliando nuestra organización para hacer llegar a más lugares el proyecto y con éste los reclamos y la concientización. Tenemos la intención de, además de continuar con las delegaciones de Capital Federal y La Plata, crear una en Zona Sur, porque varias personas de la zona se interesaron en activar el Proyecto. Para esto aportó mucho el intercambio que tuvimos con otres activistas en la pasada Marcha del Orgullo de Quilmes, donde dijimos presente", cuentan lxs integrantes del Proyecto en la ciudad.

También aseguran que muchísimas personas de distintos puntos de Argentina -y también de otros países- les hablaron por redes sociales "para sumarse al proyecto o compartir el entusiasmo, lo que nos da mucha fuerza para militar el proyecto. Creemos que nuestra presencia en el inminente 34° Encuentro Plurinacional MLBTTINB es fundamental para lograr que el proyecto se contagie hacia otros grupos y se federalice".

Es que la salud sexual de las personas no heterosexuales no está en agenda. Y sobre todo la salud sexual de personas con vulva. "Pensamos que la inexistencia de un preservativo para personas con vulva que tienen sexo entre sí se debe a que vivimos una sociedad heteronormada y donde la protección se centra en el cuidado y en el placer de las personas con pene. Por un lado, todos los programas sobre salud sexual (acá y en el mundo) están principalmente enfocados en la anticoncepción. En materia de Infecciones de Transmisión Sexual (ITS), no hay mayor desarrollo de métodos de prevención que el preservativo peneano", aseguran.

"También atribuimos la falta de este tipo de preservativo al desprecio en la sociedad hacia el deseo en las personas con vulva. Se nos niega la categoría de cuerpos deseantes, a diferencia de las personas con pene. En una relación heterocisnormada, la sexualidad de la mujer está al servicio del varón, y hay una completa invisibilización de las relaciones sexoafectivas entre personas con vulva. El desarrollo y la distribución de este preservativo posibilitará la misma autonomía a las personas con vulva que a la que hoy acceden las personas con pene", plantean.

Distintas investigaciones consultadas por Proyecto Preservativo Vulvas dan la pauta de que "hay abundancia de ideas y prototipos, y decenas de materiales innovadores para llevarlo a cabo. La razón por la que no existe hasta hoy un preservativo para las personas con vulva es simplemente falta de voluntad política, tanto de los sistemas de salud, como de los gobiernos".

EL ENCUENTRO PLURINACIONAL FEMINISTA, UN AMPLIFICADOR

De cara al Encuentro Plurinacional de mujeres, lesbianas, travestis, trans, bisexuales y personas no binarias, este colectivo pretende visibilizar su reclamo. Este 12, 13 y 14 de octubre en La Plata se esperan más de 140 mil personas "de muchísimos lugares, con vivencias y conocimientos distintos, un espacio de intercambio y de empoderamiento. Queremos comunicar a todes quienes podamos esta necesidad y hacer visible el estado de precariedad en el que nos encontramos en cuanto a las posibilidades para preservar la salud sexual y gozar pudiendo decidir cómo y cuándo cuidarnos. Esperamos que la gente que encontremos allí pueda apropiarse del reclamo y llevar las reivindicaciones a sus propios espacios de lucha".

Más allá de los espacios específicos de activismo, ya tienen diálogo con algunos profesionales de salud particulares y pretenden expandir ese diálogo hacia organizaciones y estamentos de la salud pública. "La realidad es que el proyecto no es pionero pero sí muy novedoso, y contamos aún con muy poca fuerza política para llamar la atención de las instituciones", advierten. La Fundación Huésped es una de las instituciones en las que pretenden colaborar, y también tuvieron conversaciones con la dirección de Género y Salud de la facultad de Ciencias Médicas de nuestra ciudad.

Desde esa área "están desarrollando una cartilla de buenas prácticas en torno al abordaje integral en salud de las disidencias, buscando que se implemente a nivel provincial en todos los centros de salud de la Provincia de Buenos Aires. Es que si bien está sancionada la Ley de Identidad de Género hace 7 años, en el país el acceso a la salud de la población trans está limitado por la discriminación ejercida por el mismo sistema de salud. En nuestra provincia, tenemos por suerte algunos centros de salud pública que están trabajando para facilitar justamente el acceso y generar un ambiente seguro en especial para la población trans, pero también teniendo en cuenta a las demás disidencias. Nos puso muy contentes ver que hay gente que ya está activando para erradicar las violencias hacia las disidencias en la salud". 

Por último, aclararon que "si bien no descartamos la colaboración o participación de organismos o empresas privadas de salud, queremos que la base del proyecto se investigue en la esfera de la salud pública, en las universidades públicas, pues será fundamental para garantizar la gratuidad del preservativo. Estamos disponibles para ponernos en contacto con les profesionales u organizaciones de la salud que les interese trabajar en conjunto para salir de la situación precaria en la que se encuentra nuestra salud sexual". Quienes tengan ganas de sumarse o consultar sobre la iniciativa, pueden hacerlo escribiendo a proyecto.preservativoparavulvas@gmail.com

"Preservativo para vulvas", el proyecto de un grupo de platenses que llega al Encuentro Feminista
ENCUENTRO FEMINISTA

"Preservativo para vulvas", el proyecto de un grupo de platenses que llega al Encuentro Feminista

Están en La Plata, CABA y el Conurbano bonaerense. Son activistas lesbianas, mujeres, varones trans y personas no binarias que exigen un preservativo diseñado específicamente para sus prácticas sexuales, en particular para el contacto entre vulvas, que sea de distribución gratuita igual que los preservativos peneanos. Denuncian que el sexo entre personas con vagina está invisibilizado y, por eso, el Estado no ofrece alternativas para la prevención de Infecciones de Transmisión Sexual (ITS). 

05 de octubre de 2019

Por Mariana Sidoti y Florencia Tróccoli 

Proyecto Preservativo para Vulvas es un grupo independiente, horizontal y apartidario que propone la creación y distribución gratuita de un preservativo diseñado para sus cuerpos y prácticas sexuales, en especial para el contacto entre vulvas. "Por lo que pudimos investigar, todavía no existe en otras partes del mundo un preservativo diseñado para practicar tribadismo, comúnmente llamado tijereteo", explican en diálogo con 0221.com.ar. Y eso, creen, en un marco de mayor visibilidad de relaciones y vínculos no heterosexuales, es cada vez más urgente y necesario. Es, en pocas palabras, un derecho humano básico a la salud que hay que empezar a hacer cumplir.

Pero la propuesta es integral: también exigen la implementación de la Educación Sexual Integral (ESI) en todos los establecimientos educativos, una educación "no heteronormada y falocéntrica que contemple las prácticas sexuales entre personas con vulva e informe sobre los métodos con los que actualmente contamos para cuidarnos". Entre esas opciones está el campo de látex, diseñado para el sexo oral, que "actualmente muy difíciles de conseguir y carísimos, aunque existen en otros países" y en Argentina son reemplazados por campos de látex caseros hechos a partir de un preservativo peneano, guantes quirúrgicos o la goma dique ("dental dam"), un material de uso odontológico que también se consigue en el país.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

✊¡HORA DE ACTIVAR POR NUESTRA SALUD Y NUESTRO PLACER!✊ - Somos personas con vulva organizadas que exigimos al Estado la implementación de nuevas políticas de salud sexual. Reclamamos la creación y la distribución gratuita de un preservativo diseñado para nuestrxs cuerpxs y prácticas sexuales, en especial para el contacto entre vulvas, pedimos educación sexual integral y un protocolo ginecológico que garantice atención responsable y respetuosa que nos brinde la información necesaria sobre nuestra salud sexual. Nos organizamos de manera autoconvocada, independiente, horizontal y apartidaria. Nuestras identidades son diversas: somos mujeres cis, varones trans y personas no binarias, somos lesbianas, bisexuales, heterosexuales, etc. Sostenemos una postura transfeminista e interseccional. – Es necesario concientizar respecto a: . ▫La ausencia de una educación sexual integral que brinde información sobre el riesgo de contraer infecciones de transmisión sexual en el sexo entre personas con vulva. . ▫El destrato ginecológico hacia las personas con vulva que tengan o quieran tener relaciones con personas con vulva, y la invisibilización sistemática de identidades diversas en las políticas de salud. . ▫La falta de métodos efectivos para la prevención de infecciones de transmisión sexual en las relaciones sexuales entre personas con vulva. Que nos enseñen a recortar un preservativo diseñado para penes además de ser simbólicamente violento por machista y penecéntrico, no es una opción higiénica ni factible porque no sirve como barrera en el contacto vulva con vulva, es físicamente inviable. . Nuestra salud merece un preservativo pensado para nosotres, gratuito y de acceso público. ¡Preservativo para vulvas ya! - ¡Les invitamos a difundir el reclamo, a llevarlo a espacios de debate, a ponernos en contacto y a hacer presente la necesidad de un preservativo pensado para nuestrxs cuerpxs y nuestras prácticas sexuales! - Para sumarte o colaborar con el proyecto, escribinos a nuestro mail 📧 proyecto.preservativoparavulvas@gmail.com o mandanos un mensaje por esta página.

Una publicación compartida de Proyecto Preservativo Vulvas (@proyecto.preservativovulvas) el

También están los preservativos intravaginales, que cubren parcialmente la vulva y sirven para penetración vaginal, y los guantes de látex quirúrgicos o dedales de látex descartables, que permiten la penetración anal y vaginal y estimular el clítoris. Por último, el preservativo peneano sirve para utilizarlo en juguetes sexuales. Pero, como se verá, está lejos de ser la única opción. "Exigimos que el Estado garantice el acceso a los preservativos intravaginales (conocidos como los preservativos “femeninos”), a los campos de latex y a los dedales de latex.  Así como desde el Estado se distribuyen de forma gratuita los preservativos para penes, pensamos que también debería hacerse lo mismo con los preservativos intravaginales (conocidos como los preservativos “femeninos”), con los campos de latex y con los dedales de latex", explican.

Además, en esa línea, proponen la creación de un preservativo que sirva como protección en la práctica sexual en la que hay contacto entre vulvas, llamado "tribadismo" o vulgarmente tijereteo. Es que a diferencia de lo que muchas personas creen, el papel film -que suele recomendarse para estas prácticas- no es garantía de cuidado: "Las conclusiones que obtuvimos, derivadas de experiencias e investigaciones, nos llevan a no recomendar su uso. El film que se consigue mayormente es de un material poroso y no esterilizado, por lo que pone en riesgo nuestra salud", apuntan. 

Otro de sus reclamos es un protocolo ginecológico que garantice una atención responsable y respetuosa para todas las personas, "que nos brinde información adecuada y completa sobre nuestra salud sexual. Estamos hartes de la presunción de heterosexualidad, de la minimización de nuestras consultas, de las violencias fuera y dentro del consultorio, de la invisibilización de nuestro deseo y de nuestras prácticas sexuales", advierten. La atención médica ginecológica, precaria a la hora de enfocarse en personas cuyas sexualidades no se correspondan con la heterosexual, es uno de los mayores desafíos para mujeres, lesbianas, personas no binarias, bisexuales y varones transexuales, que terminan por tener que explicarle al profesional justamente lo que el profesional debería poder explicarles a ellas/es/os. 

UNA DEMANDA QUE CRECE

"El grupo en La Plata está formado desde hace poco, algo así como un mes. Tuvimos una primera reunión a la que asistimos poquites, pero contamos con mas de 15 personas interesadas, de diversas identidades. Las primeras reuniones generales del Proyecto fueron en junio de este año, en CABA. Desde entonces conformamos el grupo de activistas, residentes de CABA, Conurbano y de La Plata. Estamos de a poco ampliando nuestra organización para hacer llegar a más lugares el proyecto y con éste los reclamos y la concientización. Tenemos la intención de, además de continuar con las delegaciones de Capital Federal y La Plata, crear una en Zona Sur, porque varias personas de la zona se interesaron en activar el Proyecto. Para esto aportó mucho el intercambio que tuvimos con otres activistas en la pasada Marcha del Orgullo de Quilmes, donde dijimos presente", cuentan lxs integrantes del Proyecto en la ciudad.

También aseguran que muchísimas personas de distintos puntos de Argentina -y también de otros países- les hablaron por redes sociales "para sumarse al proyecto o compartir el entusiasmo, lo que nos da mucha fuerza para militar el proyecto. Creemos que nuestra presencia en el inminente 34° Encuentro Plurinacional MLBTTINB es fundamental para lograr que el proyecto se contagie hacia otros grupos y se federalice".

Es que la salud sexual de las personas no heterosexuales no está en agenda. Y sobre todo la salud sexual de personas con vulva. "Pensamos que la inexistencia de un preservativo para personas con vulva que tienen sexo entre sí se debe a que vivimos una sociedad heteronormada y donde la protección se centra en el cuidado y en el placer de las personas con pene. Por un lado, todos los programas sobre salud sexual (acá y en el mundo) están principalmente enfocados en la anticoncepción. En materia de Infecciones de Transmisión Sexual (ITS), no hay mayor desarrollo de métodos de prevención que el preservativo peneano", aseguran.

"También atribuimos la falta de este tipo de preservativo al desprecio en la sociedad hacia el deseo en las personas con vulva. Se nos niega la categoría de cuerpos deseantes, a diferencia de las personas con pene. En una relación heterocisnormada, la sexualidad de la mujer está al servicio del varón, y hay una completa invisibilización de las relaciones sexoafectivas entre personas con vulva. El desarrollo y la distribución de este preservativo posibilitará la misma autonomía a las personas con vulva que a la que hoy acceden las personas con pene", plantean.

Distintas investigaciones consultadas por Proyecto Preservativo Vulvas dan la pauta de que "hay abundancia de ideas y prototipos, y decenas de materiales innovadores para llevarlo a cabo. La razón por la que no existe hasta hoy un preservativo para las personas con vulva es simplemente falta de voluntad política, tanto de los sistemas de salud, como de los gobiernos".

EL ENCUENTRO PLURINACIONAL FEMINISTA, UN AMPLIFICADOR

De cara al Encuentro Plurinacional de mujeres, lesbianas, travestis, trans, bisexuales y personas no binarias, este colectivo pretende visibilizar su reclamo. Este 12, 13 y 14 de octubre en La Plata se esperan más de 140 mil personas "de muchísimos lugares, con vivencias y conocimientos distintos, un espacio de intercambio y de empoderamiento. Queremos comunicar a todes quienes podamos esta necesidad y hacer visible el estado de precariedad en el que nos encontramos en cuanto a las posibilidades para preservar la salud sexual y gozar pudiendo decidir cómo y cuándo cuidarnos. Esperamos que la gente que encontremos allí pueda apropiarse del reclamo y llevar las reivindicaciones a sus propios espacios de lucha".

Más allá de los espacios específicos de activismo, ya tienen diálogo con algunos profesionales de salud particulares y pretenden expandir ese diálogo hacia organizaciones y estamentos de la salud pública. "La realidad es que el proyecto no es pionero pero sí muy novedoso, y contamos aún con muy poca fuerza política para llamar la atención de las instituciones", advierten. La Fundación Huésped es una de las instituciones en las que pretenden colaborar, y también tuvieron conversaciones con la dirección de Género y Salud de la facultad de Ciencias Médicas de nuestra ciudad.

Desde esa área "están desarrollando una cartilla de buenas prácticas en torno al abordaje integral en salud de las disidencias, buscando que se implemente a nivel provincial en todos los centros de salud de la Provincia de Buenos Aires. Es que si bien está sancionada la Ley de Identidad de Género hace 7 años, en el país el acceso a la salud de la población trans está limitado por la discriminación ejercida por el mismo sistema de salud. En nuestra provincia, tenemos por suerte algunos centros de salud pública que están trabajando para facilitar justamente el acceso y generar un ambiente seguro en especial para la población trans, pero también teniendo en cuenta a las demás disidencias. Nos puso muy contentes ver que hay gente que ya está activando para erradicar las violencias hacia las disidencias en la salud". 

Por último, aclararon que "si bien no descartamos la colaboración o participación de organismos o empresas privadas de salud, queremos que la base del proyecto se investigue en la esfera de la salud pública, en las universidades públicas, pues será fundamental para garantizar la gratuidad del preservativo. Estamos disponibles para ponernos en contacto con les profesionales u organizaciones de la salud que les interese trabajar en conjunto para salir de la situación precaria en la que se encuentra nuestra salud sexual". Quienes tengan ganas de sumarse o consultar sobre la iniciativa, pueden hacerlo escribiendo a proyecto.preservativoparavulvas@gmail.com

COMENTARIOS

Están en La Plata, CABA y el Conurbano bonaerense. Son activistas lesbianas, mujeres, varones trans y personas no binarias que exigen un preservativo diseñado específicamente para sus prácticas sexuales, en particular para el contacto entre vulvas, que sea de distribución gratuita igual que los preservativos peneanos. Denuncian que el sexo entre personas con vagina está invisibilizado y, por eso, el Estado no ofrece alternativas para la prevención de Infecciones de Transmisión Sexual (ITS).