En medio de la crisis del Pincha, ¿merecen más minutos Pavone y la Gata Fernández?
0221
0221

En medio de la crisis de Estudiantes, ¿merecen más minutos Pavone y la Gata Fernández?

Estudiantes ya pasó su jornada de autocrítica y recién volverá a tener competencia dentro de 11 días, cuando reciba a Atlético Tucumán el domingo 21 en el Centenario de Quilmes desde las 13.15. En este lapso, Leandro Benítez debe apuntar a varios frentes: el anímico y el futbolístico.

El técnico puede esperanzarse con los regresos de Jonathan Schunke y de Iván Gómez que le pueden brindar una seguridad defensiva que el equipo perdió. Pero además el Pincha debe recuperar la intensidad, conseguir juego y volver a tener poder de fuego en el área rival, algo que perdió. Y ahí los números son irrefutables: solo marcó un gol en sus últimos 4 partidos.

Titulares que bajaron su nivel, suplentes que no se ganan un lugar, planteos que ya no sorprenden. Todas razones que justifican este momento de crisis futbolística.

En contrapunto con el ciclo anterior de Lucas Bernardi, a quien se le criticaba que no le brindaba confianza a nadie por sus constantes cambios, el Chino salvo motivos de lesiones apostó siempre a los mismos futbolistas. El resultado es el mismo. El equipo no gana y se acostumbró a perder.

En momentos de crisis los mejores siempre parecen ser los que no juegan. Existe la “famosa” competencia interna. ¿Por qué Pavone no tiene una oportunidad? ¿Por qué la Fernández juega poco y nada? Sus minutos en cancha no deslumbraron, aunque en este sentido el Tanque parece empujar más para tener una chance desde el arranque.

El Pincha hasta ahora lleva jugados 11 partidos, más 25 minutos del inconcluso juego ante Defensa y Justicia, es decir 1015 minutos de competencia, de los cuales Pavone jugó sólo 244 y la Gata apenas 87.

Pavone tuvo una sola oportunidad desde el arranque y fue con el equipo alternativo frente a Belgrano en Córdoba. En los pocos minutos que le toca jugar insinúa que puede ser una variante viable y hasta podría compartir cancha con Apaolaza, el “9” titular para el Chino.

Lo de Fernández es más difícil de justificar. El propio jugador sostiene que es difícil lograr ritmo de competencia si no juega. Es muy cierto pero... ¿se los gana esos minutos? Su rendimiento fue bajo cuando le tocó entrar y ni siquiera suma el total de un partido en cancha de los 11 y fracción que tuvo el equipo.

La Gata estuvo 17 minutos con Central Córdoba, 15 con Godoy Cruz, 20 con Luján, 23 con Aldosivi y 12 con San Lorenzo. Es poco para un jugador que siempre se siente más cómodo jugando desde el arranque.

Tal vez merezcan una oportunidad. Para eso tal vez se necesite un cambio de esquema. Pavone es más adaptable a los distintos dibujos y Fernández solo parece que sus características encajan en un 4-2-3-1. ¿Los tendrá en cuanta el Chino para cambiar la racha?

Estudiantes ya pasó su jornada de autocrítica y recién volverá a tener competencia dentro de 11 días, cuando reciba a Atlético Tucumán el domingo 21 en el Centenario de Quilmes desde las 13.15. En este lapso, Leandro Benítez debe apuntar a varios frentes: el anímico y el futbolístico.

10 de octubre de 2018

El técnico puede esperanzarse con los regresos de Jonathan Schunke y de Iván Gómez que le pueden brindar una seguridad defensiva que el equipo perdió. Pero además el Pincha debe recuperar la intensidad, conseguir juego y volver a tener poder de fuego en el área rival, algo que perdió. Y ahí los números son irrefutables: solo marcó un gol en sus últimos 4 partidos.

Titulares que bajaron su nivel, suplentes que no se ganan un lugar, planteos que ya no sorprenden. Todas razones que justifican este momento de crisis futbolística.

En contrapunto con el ciclo anterior de Lucas Bernardi, a quien se le criticaba que no le brindaba confianza a nadie por sus constantes cambios, el Chino salvo motivos de lesiones apostó siempre a los mismos futbolistas. El resultado es el mismo. El equipo no gana y se acostumbró a perder.

En momentos de crisis los mejores siempre parecen ser los que no juegan. Existe la “famosa” competencia interna. ¿Por qué Pavone no tiene una oportunidad? ¿Por qué la Fernández juega poco y nada? Sus minutos en cancha no deslumbraron, aunque en este sentido el Tanque parece empujar más para tener una chance desde el arranque.

El Pincha hasta ahora lleva jugados 11 partidos, más 25 minutos del inconcluso juego ante Defensa y Justicia, es decir 1015 minutos de competencia, de los cuales Pavone jugó sólo 244 y la Gata apenas 87.

Pavone tuvo una sola oportunidad desde el arranque y fue con el equipo alternativo frente a Belgrano en Córdoba. En los pocos minutos que le toca jugar insinúa que puede ser una variante viable y hasta podría compartir cancha con Apaolaza, el “9” titular para el Chino.

Lo de Fernández es más difícil de justificar. El propio jugador sostiene que es difícil lograr ritmo de competencia si no juega. Es muy cierto pero... ¿se los gana esos minutos? Su rendimiento fue bajo cuando le tocó entrar y ni siquiera suma el total de un partido en cancha de los 11 y fracción que tuvo el equipo.

La Gata estuvo 17 minutos con Central Córdoba, 15 con Godoy Cruz, 20 con Luján, 23 con Aldosivi y 12 con San Lorenzo. Es poco para un jugador que siempre se siente más cómodo jugando desde el arranque.

Tal vez merezcan una oportunidad. Para eso tal vez se necesite un cambio de esquema. Pavone es más adaptable a los distintos dibujos y Fernández solo parece que sus características encajan en un 4-2-3-1. ¿Los tendrá en cuanta el Chino para cambiar la racha?

COMENTARIOS