jueves 11 de julio de 2024

Arrancan los alegatos del juicio al patovica que drogó y violó a una mujer durante 6 días

El acusado es profesor de boxeo, karate y fue custodio en boliches de la noche platense. La víctima estuvo varios días internada con graves lesiones.

--:--

Finalizada la etapa de producción de pruebas, este miércoles a las 8.30 se realizarán los alegatos en el juicio oral que se le sigue a Néstor Hermindo Monzón, el fisicoculturista detenido en noviembre de 2016 acusado de secuestrar, drogar y violar a una mujer de 45 años en su departamento de La Plata. La primera en declarar fue la víctima quien “confirmó todo lo que padeció y se lo describió con detalles a los jueces”, indicaron fuentes judiciales a 0221.com.ar. Con la declaración de la víctima sumada al testimonio de su madre, hijo, hermanos y personal policial del Gabinete de Delitos contra la Integridad Sexual de la Dirección Departamental de Investigaciones (DDI) La Plata, el fiscal Mariano Sibuet y el abogado Rolando Sberna solicitarán una dura condena para el acusado que ya lleva más de seis años en prisión preventiva. “La declaración de la mujer víctima fue espeluznante”, detallaron las mismas fuentes judiciales.

Monzón está procesado por “abuso sexual doblemente agravado y privación ilegítima de la libertad”. La víctima señaló al detenido como el autor de los abusos sufridos, lo identificó por fotos y ratificó sus dichos ante el exfiscal Marcelo Martini, quien tuvo a su cargo la investigación del caso. El juicio oral estará a cargo del fiscal Mariano Sibuet.

Lee además

De acuerdo a lo que figura en el expediente, la víctima buscaba un trabajo adicional cuando un hombre apodado Gurí la contactó el 29 de octubre de 2016 en la Plaza Italia y le dijo que conocía a alguien que podía ayudarla. Trabajaba en una maderera pero por la crisis le habían reducido la carga horaria y su salario proporcional, por lo que necesitaba aumentar sus ingresos para mantener a sus hijos.

Gurí le comentó que sabía de un hombre (por Monzón) que ofrecía un trabajo administrativo con un sueldo de entre 10.000 y 13.000 pesos por mes (casi novecientos dólares de entonces) y le indicó que se dirigiera con él hasta la vivienda del físicoculturista, un PH situado en calle 36 entre 13 y 14, del barrio La Loma.

Siempre de acuerdo a la acusación, Gurí y la mujer fueron hasta ese domicilio. El hombre llevó bebidas alcohólicas y se fue. Pero la víctima no pudo abandonar el lugar.

La mujer denunció que el ahora acusado la golpeó, la obligó a tomar ron y la abusó impidiéndole toda vía de escape hasta la tarde del 3 de noviembre, cuando la echó del PH diciéndole que lo seguía la Policía.

Herida, la mujer pidió ayuda en un kiosco de 15 y 34, luego pasó once días internada en el hospital San Martín y fue operada a causa de las gravísimas lesiones.

Una serie de imágenes de la cámara de seguridad de ese comercio mostraron cómo la víctima entró al lugar mareada, con dificultades para mantenerse en pie y visiblemente afectada.

Las imágenes periciales de sus genitales son aterradoras. Tras ser dada de alta, denunció lo ocurrido ante la Policía que orden judicial mediante allanó el domicilio de Monzón donde secuestró gran cantidad de prendas de vestir con sangre, un colchón ensangrentado y pertenencias de ella.

Monzón es conocido en La Plata por su desempeño como profesor de boxeo y karate en varios gimnasios de la ciudad y como personal de seguridad en boliches bailables. Además, luego de ser detenido por este hecho se conoció que la exmujer del fisicoculturista lo había denunciado por presuntos abusos y golpizas durante los años que convivieron en pareja.

El juicio oral está a cargo del Tribunal Oral Criminal III de La Plata integrado por los magistrados Ernesto Domenech, Andrés Vitali y Santiago Paolini.

El caso de Monzón es muy similar al ocurrido también en La Plata en 2013, cuando el disc jockey Jorge Cristian Martínez Poch drogó y violó a su novia, Vanesa Rial, a quien mantuvo varios días cautiva en su casa, donde permitió que al menos otro hombre la abusara.

Durante la pesquisa, además se estableció que El Conde Martínez Poch había corrompido y abusado de sus dos hijas cuando eran niñas. Por ambos hechos, el 31 de agosto de 2016, fue condenado a 37 años de prisión.

Dejá tu comentario

Las más leídas

Te puede interesar