Caso Mía: médicos y peritos desarticularon el relato de los acusados | 0221
0221
Caso Mía: médicos y peritos desarticularon el relato de los acusados
JUICIO ORAL

Caso Mía: médicos y peritos desarticularon el relato de los acusados

Especialistas confirmaron signos de maltrato en la nena asesinada. Descartaron que la madre haya sido víctima de violencia de género. No tiene remordimientos.

19 de octubre de 2021

Dos médicos y otros dos peritos de la Asesoría Pericial complicaron la situación de Cecilia Cabrera y Sergio Argañaraz, madre y padrastro de Mía Aguirre, la nena de 3 años que falleció en septiembre de 2014 luego de varias semanas de internaciones en dos hospitales de Berisso y La Plata. Ambos acusados están detenidos y procesados por “lesiones graves doblemente agravadas por el vínculo y por alevosía, homicidio doblemente calificado por el vínculo y la alevosía y abuso sexual con acceso carnal doblemente agravados, todos en concurso real entre sí”, delitos que tienen la pena de prisión perpetua.

Una traumatóloga confirmó que la nena fue víctima de maltrato infantil, luego de analizar varias piezas y estudios médicos que forman parte de la causa penal.

Además, dos médicas de la Asesoría Pericial de La Plata señalaron que la madre posee un perfil psicológico “border” con un “discurso dirigido a beneficiarse ella”. También señalaron que durante las entrevistas, la acusada mostró angustia “por el encierro” y no por la muerte de su hija. Uno de los momentos salientes de sus declaraciones fue cuando aseguraron que “no tiene rasgos de violencia de género”. Con esa aseveración entró en crisis la hipótesis de la defensora oficial que asiste a la acusada, quien solicitó que sea juzgada con perspectiva de género.

En relación al acusado, las peritos aseveraron que se trata de una persona “narcisista” y “manipuladora”, que realizó las entrevistas con una preparación previa. Una de las expertas recordó que dijo haber sido víctima de una “macumba”. También resaltaron que en la pareja “estaba todo permitido”.

Ambas profesionales quedaron a disposición del debate por solicitud del bloque acusatorio. Es que la defensa sostiene que hay una pericia de parte realizada en el año 2019 en la que se señala que la acusada fue víctima de violencia de género.

Por último, un médico genetista confirmó que dieron resultado “positivo” las muestras de ADN de hisopados en el ano de la criatura, donde se hallaron restos de “PSA” una sustancia que proviene de semen.

La acusación en el juicio está en manos de la fiscal Silvina Langone y de los abogados Matías Pietra Sanz y Andrea Reynoso. El debate es controlado por el Tribunal Oral Criminal I de La Plata integrado por los jueces Germán DecastelliCecilia Sanucci y Ramiro Fernández Lorenzo.

COMENTARIOS

Especialistas confirmaron signos de maltrato en la nena asesinada. Descartaron que la madre haya sido víctima de violencia de género. No tiene remordimientos.
0221

Caso Mía: médicos y peritos desarticularon el relato de los acusados

Especialistas confirmaron signos de maltrato en la nena asesinada. Descartaron que la madre haya sido víctima de violencia de género. No tiene remordimientos.
Caso Mía: médicos y peritos desarticularon el relato de los acusados

Dos médicos y otros dos peritos de la Asesoría Pericial complicaron la situación de Cecilia Cabrera y Sergio Argañaraz, madre y padrastro de Mía Aguirre, la nena de 3 años que falleció en septiembre de 2014 luego de varias semanas de internaciones en dos hospitales de Berisso y La Plata. Ambos acusados están detenidos y procesados por “lesiones graves doblemente agravadas por el vínculo y por alevosía, homicidio doblemente calificado por el vínculo y la alevosía y abuso sexual con acceso carnal doblemente agravados, todos en concurso real entre sí”, delitos que tienen la pena de prisión perpetua.

Una traumatóloga confirmó que la nena fue víctima de maltrato infantil, luego de analizar varias piezas y estudios médicos que forman parte de la causa penal.

Además, dos médicas de la Asesoría Pericial de La Plata señalaron que la madre posee un perfil psicológico “border” con un “discurso dirigido a beneficiarse ella”. También señalaron que durante las entrevistas, la acusada mostró angustia “por el encierro” y no por la muerte de su hija. Uno de los momentos salientes de sus declaraciones fue cuando aseguraron que “no tiene rasgos de violencia de género”. Con esa aseveración entró en crisis la hipótesis de la defensora oficial que asiste a la acusada, quien solicitó que sea juzgada con perspectiva de género.

En relación al acusado, las peritos aseveraron que se trata de una persona “narcisista” y “manipuladora”, que realizó las entrevistas con una preparación previa. Una de las expertas recordó que dijo haber sido víctima de una “macumba”. También resaltaron que en la pareja “estaba todo permitido”.

Ambas profesionales quedaron a disposición del debate por solicitud del bloque acusatorio. Es que la defensa sostiene que hay una pericia de parte realizada en el año 2019 en la que se señala que la acusada fue víctima de violencia de género.

Por último, un médico genetista confirmó que dieron resultado “positivo” las muestras de ADN de hisopados en el ano de la criatura, donde se hallaron restos de “PSA” una sustancia que proviene de semen.

La acusación en el juicio está en manos de la fiscal Silvina Langone y de los abogados Matías Pietra Sanz y Andrea Reynoso. El debate es controlado por el Tribunal Oral Criminal I de La Plata integrado por los jueces Germán DecastelliCecilia Sanucci y Ramiro Fernández Lorenzo.