0221
0221

¿Por qué fracasan tanto las pymes?

Según los últimos datos del Global Entrepreneurship Monitor de un total aproximado de 600 mil Pymes en nuestro país, entre un 80 y 90% deja de existir dentro de los primeros 5 años de vida. El estudio indica además que el 15% de la población entre 18 a 64 años es emprendedor o dueño de un negocio que tiene menos de 3,5 años de antigüedad.

La principal razón del fracaso es que los encargados de tomar las decisiones se dan cuenta que el negocio en el que están no es rentable.

Si bien la mayoría de los empresarios encuentra la causa del fracaso en el entorno político económico, en los desbarajustes de la economía o en la presión impositiva, hay muchas otras empresas que continúan creciendo y terminan transformándose en grandes empresas.

FALTA DE PROFESIONALIZACIÓN

Uno de los problemas más comunes que se observan en el trabajo diario de las Pymes es su falta de profesionalización. Que implica varios factores a tener en cuenta: planificación de las acciones, controles de gestión, análisis de la información y de los resultados, control de los insumos y del stock, relación con los proveedores, etc.

Normalmente el éxito o fracaso de la empresa está vinculado con la capacidad o conocimiento de su dueño. Muchos empresarios son profesionales de distintas ramas que ven como oportunidad o como negocio montar una empresa, y otros que tienen un conocimiento minucioso del negocio o industria donde están sumergidos. Por lo general se enfocan en un producto o servicio exitoso pero dejan de lado muchas otras cuestiones por falta de tiempo o desconocimiento o como pasa mucha veces, por querer abarcar todos los temas terminan no haciendo foco en lo realmente importante.

LOS MOTIVOS DEL FRACASO

La conducción: Por lo general la dirección o Gerencia tiene una visión incompleta de todos los componentes de la empresa y su interrelación, se suele hacer foco en los temas que les interesa al dueño o gerente y se fomenta mucho el individualismo o personalismo por tener que resolver las cuestiones ¨rápidamente¨. Falta de capacitación de los líderes es un tema muy relevante para poder llevar adelante la organización y no estar todo el tiempo corriendo de un lado para otro.

El equipo: Es una de las cosas más difícil de formar. Si bien la mayoría tiene una plantilla de personal, por lo general no es el más adecuado para cada puesto. Suelen ser familiares o amigos que sirvieron a la organización en un principio pero a la hora de crecer no poseen las aptitudes necesarias para la función que les toca.

La planificación: Normalmente falta un plan de negocios, los objetivos no están definidos, o a veces que los objetivos no les son comunicados a los empleados por ejemplo. A su vez también por la ausencia de la planificación aparecen las crisis no sólo por la falta de venta sino también las crisis de crecimiento porque sienten que no pueden sobrellevar tanto cambio repentino.

Estructura organizacional: Casi la mayoría de las Pymes posee sin saber un modelo de estructura simple, que implica un Gerente General o Director y abajo todas las áreas o Unidades de negocio que reportan hacia arriba. Esto hace inviable el trabajo diario y termina asediando al Gerente ya que no puede estar atendiendo todo el tiempo todos los temas de cada unidad de negocio.

Análisis de resultados: La falta de gestión de indicadores lleva a que los resultados se vayan observando intuitivamente en el día a día por mera observación del dueño o por comentarios de los mandos medios, sin seguir una tendencia mensual o hacer un análisis de los desvíos versus los objetivos planteados. A su vez muchos confunden cuestiones económicas con cuestiones financieras y la información que preparan o analizan para tomar decisiones está distorsionada por falta de conocimiento o asesoramiento.

Confusión de conceptos: Se suele confundir resultado del ejercicio con rentabilidad. ¨Mi negocio es muy rentable suele escucharse en las reuniones¨, y sin embargo cuando uno les muestra los números, se sorprenden. Rentabilidad está asociada al patrimonio y es la relación entre el resultado del ejercicio sobre el patrimonio actual de la empresa.

Si alguno de estos problemas está ocurriendo en tu empresa, es momento de tomar decisiones al respecto para no caer en ese porcentaje que debe abandonar la empresa.

Según los últimos datos del Global Entrepreneurship Monitor de un total aproximado de 600 mil Pymes en nuestro país, entre un 80 y 90% deja de existir dentro de los primeros 5 años de vida. El estudio indica además que el 15% de la población entre 18 a 64 años es emprendedor o dueño de un negocio que tiene menos de 3,5 años de antigüedad.

30 de julio de 2019

La principal razón del fracaso es que los encargados de tomar las decisiones se dan cuenta que el negocio en el que están no es rentable.

Si bien la mayoría de los empresarios encuentra la causa del fracaso en el entorno político económico, en los desbarajustes de la economía o en la presión impositiva, hay muchas otras empresas que continúan creciendo y terminan transformándose en grandes empresas.

FALTA DE PROFESIONALIZACIÓN

Uno de los problemas más comunes que se observan en el trabajo diario de las Pymes es su falta de profesionalización. Que implica varios factores a tener en cuenta: planificación de las acciones, controles de gestión, análisis de la información y de los resultados, control de los insumos y del stock, relación con los proveedores, etc.

Normalmente el éxito o fracaso de la empresa está vinculado con la capacidad o conocimiento de su dueño. Muchos empresarios son profesionales de distintas ramas que ven como oportunidad o como negocio montar una empresa, y otros que tienen un conocimiento minucioso del negocio o industria donde están sumergidos. Por lo general se enfocan en un producto o servicio exitoso pero dejan de lado muchas otras cuestiones por falta de tiempo o desconocimiento o como pasa mucha veces, por querer abarcar todos los temas terminan no haciendo foco en lo realmente importante.

LOS MOTIVOS DEL FRACASO

La conducción: Por lo general la dirección o Gerencia tiene una visión incompleta de todos los componentes de la empresa y su interrelación, se suele hacer foco en los temas que les interesa al dueño o gerente y se fomenta mucho el individualismo o personalismo por tener que resolver las cuestiones ¨rápidamente¨. Falta de capacitación de los líderes es un tema muy relevante para poder llevar adelante la organización y no estar todo el tiempo corriendo de un lado para otro.

El equipo: Es una de las cosas más difícil de formar. Si bien la mayoría tiene una plantilla de personal, por lo general no es el más adecuado para cada puesto. Suelen ser familiares o amigos que sirvieron a la organización en un principio pero a la hora de crecer no poseen las aptitudes necesarias para la función que les toca.

La planificación: Normalmente falta un plan de negocios, los objetivos no están definidos, o a veces que los objetivos no les son comunicados a los empleados por ejemplo. A su vez también por la ausencia de la planificación aparecen las crisis no sólo por la falta de venta sino también las crisis de crecimiento porque sienten que no pueden sobrellevar tanto cambio repentino.

Estructura organizacional: Casi la mayoría de las Pymes posee sin saber un modelo de estructura simple, que implica un Gerente General o Director y abajo todas las áreas o Unidades de negocio que reportan hacia arriba. Esto hace inviable el trabajo diario y termina asediando al Gerente ya que no puede estar atendiendo todo el tiempo todos los temas de cada unidad de negocio.

Análisis de resultados: La falta de gestión de indicadores lleva a que los resultados se vayan observando intuitivamente en el día a día por mera observación del dueño o por comentarios de los mandos medios, sin seguir una tendencia mensual o hacer un análisis de los desvíos versus los objetivos planteados. A su vez muchos confunden cuestiones económicas con cuestiones financieras y la información que preparan o analizan para tomar decisiones está distorsionada por falta de conocimiento o asesoramiento.

Confusión de conceptos: Se suele confundir resultado del ejercicio con rentabilidad. ¨Mi negocio es muy rentable suele escucharse en las reuniones¨, y sin embargo cuando uno les muestra los números, se sorprenden. Rentabilidad está asociada al patrimonio y es la relación entre el resultado del ejercicio sobre el patrimonio actual de la empresa.

Si alguno de estos problemas está ocurriendo en tu empresa, es momento de tomar decisiones al respecto para no caer en ese porcentaje que debe abandonar la empresa.

COMENTARIOS

Según los últimos datos del Global Entrepreneurship Monitor de un total aproximado de 600 mil Pymes en nuestro país, entre un 80 y 90% deja de existir dentro de los primeros 5 años de vida. El estudio indica además que el 15% de la población entre 18 a 64 años es emprendedor o dueño de un negocio que tiene menos de 3,5 años de antigüedad.