0221
0221

Ahora que sí las ven: las hinchas platenses se organizan y se unen para el Encuentro

Las integrantes de las áreas de género de Gimnasia, Estudiantes y de la Peña Lxs Xeneizes de La Plata encabezarán distintas actividades en el Encuentro Plurinacional de Mujeres, Lesbianas, Travestis, Trans, Bisexuales y personas no binarias del próximo fin de semana en La Plata. Brindarán alojamiento, participarán de un taller y piensan en marchar juntas el domingo. El trabajo, las demandas y los desafíos de sus espacios, que luchan contra los machismos más recalcitrantes.

Por Florencia Tróccoli y Mariana Sidoti

Son parte de la batalla, van ganando cada vez más lugar y no dudan en unirse para la planificación del evento feminista más convocante del mundo. Las integrantes de las áreas de género de las principales instituciones deportivas de la ciudad también le están poniendo el cuerpo –como siempre- y afinando detalles para el 34° Encuentro Plurinacional de Mujeres, Lesbianas, Travestis, Trans, Bisexuales y No Binaries en la capital bonaerense.

La marea violeta llegó hace tiempo a los clubes. Estudiantes y Gimnasia tienen sus espacios de género y la Secretaría de la Mujer de la Peña Lxs Xeneizes de La Plata fue el primer ámbito institucional ligado a Boca en contar con uno. Hacen ruido, incomodan, cuestionan, luchan y se organizan: ellas también son parte de estos ámbitos, recuperan las historias invisibilizadas y disputan el poder. 

Se trata de días frenéticos, donde se terminan de definir cuestiones clave. El Decano –en el estadio Juan Carmelo Zerillo- y la sede social pincha de 53 entre 7 y 8 serán parte de los alojamientos a quienes participen de la cumbre de este fin de semana.  

“Vamos a estar el sábado temprano recibiendo a las delegaciones. Las acompañaremos durante todo el proceso. Algunas nos vamos a desligar de nuestras ganas de ir a algunos talleres, pero nos parece importante ponerle el cuerpo y estar en el Decano para lo que necesite cada compañera”, cuenta a 0221.com.ar Merlina Pierini, del área de género de Gimnasia.

Al principio pensaron en Estancia Chica para el hospedaje, pero la descartaron por su ubicación. “También nos hubiese gustado el Bosquecito, pero van 500 personas por fin de semana a hacer diferentes deportes y era complicado cerrarlo”, agrega. Así, luego de varias reuniones con la comisión directiva, presentaron una nota para usar el Decano, donde se frenarán las habituales actividades para que quede a disposición de las personas que vayan a alojarse. Además está localizado en una zona estratégica y cercana a las facultades que concentrarán los talleres.  

En Estudiantes ocurrió algo similar. “Vamos a alojar en la sede social, porque el Country es lejos y tiene muchísimas actividades, es imposible negar el acceso a socios y socias”, dice Paula Aberastegui, de la Subsecretaría de Género y Diversidad albirroja. Así, usarán el quinto piso del edificio de 53, donde está el tatami de judo. “Lo hablamos primero con Sebastián (Verón), eso nos facilitó mucho y la verdad es que él se mostró sumamente receptivo, le contamos qué era el Encuentro, no dudó en poner a disposición el club”, remarca.  

Atlético de Tucumán y Colón serán algunas de las delegaciones que llegarán a estas instituciones platenses para disfrutar del Encuentro. Más allá de que no se alberguen en estas sedes, las hinchas y militantes feministas de distintos clubes del país participarán de la multiplicidad de actividades de estos tres días.

“Es una forma de seguir construyendo otros sentidos, de romper con esos discursos que circulan alrededor de lo que es el feminismo, de qué es lo que estamos haciendo y entender que es posicionar al club desde otro lugar, como un actor social preponderante en esta ciudad los clubes se comprometen en distintas cosas. Después lo que intentamos es quebrar esta idea de que vamos a entregar la sede porque no es así, vamos a estar ahí también, es nuestro club también, no es que somos ajenas, es nuestro patrimonio y por supuesto lo vamos a cuidar”, señala Paula.

En el mundo Boca viene resonando con fuerza todas las acciones encabezadas por la Secretaría de la Mujer de la Peña Lxs Xeneizes de La Plata. En los últimos meses comenzaron a contactarse con otras bosteras feministas –como las compañeras de Boca es Pueblo o Boca Feminista, además de hinchas independientes- para pensar un espacio que trascendiese las divisiones partidarias y las reuniera de cara al Encuentro Plurinacional. “Organizamos una primera juntada bostera y feminista en los quinchos del club, con el fondo de la Bombonera. Ahí armamos un cancionero, comimos un asado en las parrillas que históricamente fueron habitadas por varones. Fue bastante polémico”, relata Florencia Gastaminza, de una de las integrantes, sobre lo que marcó el inicio de Feminismo Xeneize, una red bostera inclusiva, equitativa, con perspectiva de género y libre de machismo. 

Se fueron creando lazos y dejaron de sentirse solas en la cancha. Una experiencia que se replica en todas las canchas, espacios en el que las mujeres y disidencias sexuales fueron silenciadas durante mucho tiempo. Con la magia del pañuelo de la Campaña Nacional por el Derecho al Aborto Legal Seguro y Gratuito–que acerca, que acompaña y hasta como lugar seguro- se trepan al alambrado, agitan los brazos y hacen sonar los bombos y repiques en las tribunas.

Sostener esta lucha no es fácil: soportan insultos, cuestionamientos y también se autogestionan. Todos los recursos que utilizan para las actividades -que les consumen la agenda y que combinan entre el trabajo, el estudio, la profesión y el club- salen de su bolsillo. “Hay quienes no entienden, piensan que trabajamos para el club y no que formamos parte de una peña. ‘Y Boca les paga para que vayan con el pañuelo verde’, nos dicen”, señala Agustina Morel, otra de las xeneizes. Y Rocío Gómez, una de sus compañeras, remarca: “Siempre fuimos parte de una tribuna, aunque hayamos sido invisibilizadas. Ahora se ve a 20 pibas entrando juntas a la cancha, algo que por ahí antes no se veía”. 

En pleno boom del fútbol femenino –con el primer torneo semi profesional- las militantes feministas de Estudiantes y Gimnasia participarán en el taller de Mujer e Instituciones Deportivas. Al respecto, Paula anticipa que apuntarán al aspecto político, de la representación de las mujeres y disidencias, las prácticas violentas institucionalizadas, los cupos o la panacea de la paridad en las comisiones directivas. “Queremos generar esta discusión como sujetas políticas dentro de los clubes”, destaca. Y Merlina afirma: “También es poder conocer la realidad de otros clubes, que son muchísimos, e intercambiar ideas”. 

Son las tildadas de “feminazis”, las “aborteras”, a las que se les exige que demuestren el doble que los varones para que les reconozcan el lugar que les corresponde, que se ganaron. Para ellas el “nunca hicimos amistades” quedó retrógrado: se unieron, compartieron sus experiencias y definen detalles para movilizarse juntas. 

El domingo 13 la mayoría de los grupos concentrará en Plaza San Martín, donde también se hará una mesa sobre fútbol y feminismo. Las banderas, paraguas y camisetas de los clubes “invadirán” el centro platense entre las 16 y las 17, para luego acoplarse a la multitudinaria marcha de las 18.30. 

“Estamos rompiendo esquemas patriarcales, capaz que cinco años atrás no estábamos reunidas acá ni a palos. Nos hizo que nos veamos como competencia y no como compañeras”, dice Rocío. Y Paula termina de cerrar el concepto: “No es rojo y blanco, azul y amarillo y azul y blanco, no somos eso. Trasciende a los colores, nuestra lucha y nuestro frente son comunes, desde ahí nos paramos. Esa es la diferencia con la forma de construir de los varones”.

Las integrantes de las áreas de género de Gimnasia, Estudiantes y de la Peña Lxs Xeneizes de La Plata encabezarán distintas actividades en el Encuentro Plurinacional de Mujeres, Lesbianas, Travestis, Trans, Bisexuales y personas no binarias del próximo fin de semana en La Plata. Brindarán alojamiento, participarán de un taller y piensan en marchar juntas el domingo. El trabajo, las demandas y los desafíos de sus espacios, que luchan contra los machismos más recalcitrantes.

09 de octubre de 2019

Por Florencia Tróccoli y Mariana Sidoti

Son parte de la batalla, van ganando cada vez más lugar y no dudan en unirse para la planificación del evento feminista más convocante del mundo. Las integrantes de las áreas de género de las principales instituciones deportivas de la ciudad también le están poniendo el cuerpo –como siempre- y afinando detalles para el 34° Encuentro Plurinacional de Mujeres, Lesbianas, Travestis, Trans, Bisexuales y No Binaries en la capital bonaerense.

La marea violeta llegó hace tiempo a los clubes. Estudiantes y Gimnasia tienen sus espacios de género y la Secretaría de la Mujer de la Peña Lxs Xeneizes de La Plata fue el primer ámbito institucional ligado a Boca en contar con uno. Hacen ruido, incomodan, cuestionan, luchan y se organizan: ellas también son parte de estos ámbitos, recuperan las historias invisibilizadas y disputan el poder. 

Se trata de días frenéticos, donde se terminan de definir cuestiones clave. El Decano –en el estadio Juan Carmelo Zerillo- y la sede social pincha de 53 entre 7 y 8 serán parte de los alojamientos a quienes participen de la cumbre de este fin de semana.  

“Vamos a estar el sábado temprano recibiendo a las delegaciones. Las acompañaremos durante todo el proceso. Algunas nos vamos a desligar de nuestras ganas de ir a algunos talleres, pero nos parece importante ponerle el cuerpo y estar en el Decano para lo que necesite cada compañera”, cuenta a 0221.com.ar Merlina Pierini, del área de género de Gimnasia.

Al principio pensaron en Estancia Chica para el hospedaje, pero la descartaron por su ubicación. “También nos hubiese gustado el Bosquecito, pero van 500 personas por fin de semana a hacer diferentes deportes y era complicado cerrarlo”, agrega. Así, luego de varias reuniones con la comisión directiva, presentaron una nota para usar el Decano, donde se frenarán las habituales actividades para que quede a disposición de las personas que vayan a alojarse. Además está localizado en una zona estratégica y cercana a las facultades que concentrarán los talleres.  

En Estudiantes ocurrió algo similar. “Vamos a alojar en la sede social, porque el Country es lejos y tiene muchísimas actividades, es imposible negar el acceso a socios y socias”, dice Paula Aberastegui, de la Subsecretaría de Género y Diversidad albirroja. Así, usarán el quinto piso del edificio de 53, donde está el tatami de judo. “Lo hablamos primero con Sebastián (Verón), eso nos facilitó mucho y la verdad es que él se mostró sumamente receptivo, le contamos qué era el Encuentro, no dudó en poner a disposición el club”, remarca.  

Atlético de Tucumán y Colón serán algunas de las delegaciones que llegarán a estas instituciones platenses para disfrutar del Encuentro. Más allá de que no se alberguen en estas sedes, las hinchas y militantes feministas de distintos clubes del país participarán de la multiplicidad de actividades de estos tres días.

“Es una forma de seguir construyendo otros sentidos, de romper con esos discursos que circulan alrededor de lo que es el feminismo, de qué es lo que estamos haciendo y entender que es posicionar al club desde otro lugar, como un actor social preponderante en esta ciudad los clubes se comprometen en distintas cosas. Después lo que intentamos es quebrar esta idea de que vamos a entregar la sede porque no es así, vamos a estar ahí también, es nuestro club también, no es que somos ajenas, es nuestro patrimonio y por supuesto lo vamos a cuidar”, señala Paula.

En el mundo Boca viene resonando con fuerza todas las acciones encabezadas por la Secretaría de la Mujer de la Peña Lxs Xeneizes de La Plata. En los últimos meses comenzaron a contactarse con otras bosteras feministas –como las compañeras de Boca es Pueblo o Boca Feminista, además de hinchas independientes- para pensar un espacio que trascendiese las divisiones partidarias y las reuniera de cara al Encuentro Plurinacional. “Organizamos una primera juntada bostera y feminista en los quinchos del club, con el fondo de la Bombonera. Ahí armamos un cancionero, comimos un asado en las parrillas que históricamente fueron habitadas por varones. Fue bastante polémico”, relata Florencia Gastaminza, de una de las integrantes, sobre lo que marcó el inicio de Feminismo Xeneize, una red bostera inclusiva, equitativa, con perspectiva de género y libre de machismo. 

Se fueron creando lazos y dejaron de sentirse solas en la cancha. Una experiencia que se replica en todas las canchas, espacios en el que las mujeres y disidencias sexuales fueron silenciadas durante mucho tiempo. Con la magia del pañuelo de la Campaña Nacional por el Derecho al Aborto Legal Seguro y Gratuito–que acerca, que acompaña y hasta como lugar seguro- se trepan al alambrado, agitan los brazos y hacen sonar los bombos y repiques en las tribunas.

Sostener esta lucha no es fácil: soportan insultos, cuestionamientos y también se autogestionan. Todos los recursos que utilizan para las actividades -que les consumen la agenda y que combinan entre el trabajo, el estudio, la profesión y el club- salen de su bolsillo. “Hay quienes no entienden, piensan que trabajamos para el club y no que formamos parte de una peña. ‘Y Boca les paga para que vayan con el pañuelo verde’, nos dicen”, señala Agustina Morel, otra de las xeneizes. Y Rocío Gómez, una de sus compañeras, remarca: “Siempre fuimos parte de una tribuna, aunque hayamos sido invisibilizadas. Ahora se ve a 20 pibas entrando juntas a la cancha, algo que por ahí antes no se veía”. 

En pleno boom del fútbol femenino –con el primer torneo semi profesional- las militantes feministas de Estudiantes y Gimnasia participarán en el taller de Mujer e Instituciones Deportivas. Al respecto, Paula anticipa que apuntarán al aspecto político, de la representación de las mujeres y disidencias, las prácticas violentas institucionalizadas, los cupos o la panacea de la paridad en las comisiones directivas. “Queremos generar esta discusión como sujetas políticas dentro de los clubes”, destaca. Y Merlina afirma: “También es poder conocer la realidad de otros clubes, que son muchísimos, e intercambiar ideas”. 

Son las tildadas de “feminazis”, las “aborteras”, a las que se les exige que demuestren el doble que los varones para que les reconozcan el lugar que les corresponde, que se ganaron. Para ellas el “nunca hicimos amistades” quedó retrógrado: se unieron, compartieron sus experiencias y definen detalles para movilizarse juntas. 

El domingo 13 la mayoría de los grupos concentrará en Plaza San Martín, donde también se hará una mesa sobre fútbol y feminismo. Las banderas, paraguas y camisetas de los clubes “invadirán” el centro platense entre las 16 y las 17, para luego acoplarse a la multitudinaria marcha de las 18.30. 

“Estamos rompiendo esquemas patriarcales, capaz que cinco años atrás no estábamos reunidas acá ni a palos. Nos hizo que nos veamos como competencia y no como compañeras”, dice Rocío. Y Paula termina de cerrar el concepto: “No es rojo y blanco, azul y amarillo y azul y blanco, no somos eso. Trasciende a los colores, nuestra lucha y nuestro frente son comunes, desde ahí nos paramos. Esa es la diferencia con la forma de construir de los varones”.

COMENTARIOS

Las integrantes de las áreas de género de Gimnasia, Estudiantes y de la Peña Lxs Xeneizes de La Plata encabezarán distintas actividades en el Encuentro Plurinacional de Mujeres, Lesbianas, Travestis, Trans, Bisexuales y personas no binarias del próximo fin de semana en La Plata. Brindarán alojamiento, participarán de un taller y piensan en marchar juntas el domingo. El trabajo, las demandas y los desafíos de sus espacios, que luchan contra los machismos más recalcitrantes.